Saltar al contenido principal
Sudán del Sur

Cientos de civiles masacrados a manos de rebeldes

Cadáveres de civiles junto a una ruta de Bentiu, Sudán del Sur, 20 de abril de 2014.
Cadáveres de civiles junto a una ruta de Bentiu, Sudán del Sur, 20 de abril de 2014. REUTERS/Emre Rende

Al menos 200 personas fueron víctimas de una matanza perpetrada por tropas del exvicepresidente sursudanés Riek Mashar, quien lucha contra el presidente Salva Kiir. La misión regional de la ONU no logra absorber a los miles de refugiados que llegan perseguidos por su pertenencia étnica.

Anuncios

Doscientos muertos y 400 heridos es el saldo de víctimas registradas la semana pasada en la ciudad de petrolera de Bentiu, informó este lunes Naciones Unidas.

Las tropas que respondían al vicepresidente sursudanés Riek Mashar atacaron a los pobladores en una mezquita, así también como en una iglesia, en edificios evacuados de la ONU y en un hospital de Bentiu, señaló la Misión de la ONU en Sudán del Sur (Minuss).

Según la ONU, cuando las tropas del ex vicepresidente rebelde se apoderaron de Bentiu "registraron una serie de lugares donde se habían refugiado centenas de civiles sursudaneses y extranjeros". "Luego mataron a centenas de civiles después de haber establecido su origen étnico o su nacionalidad", añadió.

A la disputa política entre el presidente Kiir y su ex presidente Mashar, que desde diciembre ha dejado miles de muertos, se ha agregado la reaparición de viejos conflictos étnicos entre el pueblo kinka de Kiiry y el nuer de Mashar. La disputa se remonta a la guerra civil sudanesa contra Jartum (1983-2005).

Entretanto, la matanza de Bentiu llevó a miles de personas a refugiarse en las bases de la ONU en Sudán del Sur. De 8.000, la cifra de personas huyendo de la violencia ha llegado a 20.000. Naciones Unidas indica que tienen problemas de escasez de agua y carencias en materia sanitaria.
 

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.