Saltar al contenido principal
Colombia cultivos ilícitos

Colombia abandona el glifosato pero la guerra al narcotráfico continúa

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, durante un discurso en el palacio presidencial, Bogotá, 10 de marzo de 2015.
El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, durante un discurso en el palacio presidencial, Bogotá, 10 de marzo de 2015. REUTERS/Efrain Herrera/Presidency-Press

El presidente Juan Manuel Santos anunció ayer sábado que su país dejará de utilizar el glifosato para combatir los cultivos ilícitos, pero que eso no significa bajar la guardia en la lucha contra el narcotráfico. Colombia, que es el mayor productor mundial de cocaína junto a Perú según la ONU, fumiga desde hace años varias zonas del país con dicho producto.

Anuncios

El presidente colombiano pedirá al Consejo Nacional de Estupefacientes (CNE) que en su próxima reunión, que tendrá lugar el próximo viernes, suspendan el uso del glifosato en las fumigaciones contra los cultivos. Santos, que fue aplaudido al hacer este anuncio, dijo que tomó la decisión basándose en sugerencias del Ministerio de Salud luego que la Organización Mundial de la Salud (OMS) señalara al glifosato como posible cancerígeno.

Pero la decisión no ha sido aplaudida por todo el mundo. El ex presidente y actual senador Alvaro Uribe, adversario declarado de Santos, estimó en su cuenta twitter que la medida favorecerá el avance de los cultivos ilícitos. Igualmente en Estados Unidos, principal aliado que proporciona aviones y pilotos para las operaciones de fumigación, el subsecretario de Estado Anthony Blinken declaró al diario El Tiempo : "el glifosato es usado en todo los estados de mi país... sí hubiera algo malo ya hubieramos adoptado medidas."

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.