Saltar al contenido principal
Noticias de América

CIDH: Excarcelación de presos políticos de Nicaragua es una estrategia de Ortega

Audio 04:28
Maria Adilia Peralta abraza a su madre tras ser excarcelada. Masaya, Nicaragua.
Maria Adilia Peralta abraza a su madre tras ser excarcelada. Masaya, Nicaragua. REUTERS/Oswaldo Rivas TPX IMAGES OF THE DAY

La crisis social que vive Nicaragua parece llegar a su punto más álgido. Mientras la OEA le exige a Nicaragua la liberación de todos los presos políticos, los excarcelados acusan a Ortega de utilizarlos pues su condición de reos no ha cambiado y ellos siguen con orden de arresto domiciliario. 

Anuncios

Tras una sesión extraordinaria, la OEA le exige al gobierno de Daniel Ortega que excarcele a todos los presos políticos del país antes del 18 de junio, un plazo que había sido acordado previamente con la oposición pero que Ortega no ha cumplido

Este lunes, la Alianza Cívica, la oposición del país, se levantó de la mesa de diálogo  al considerar que no había ninguna intención de cambio de la parte de Ortega. Ante la presión ejercida, al gobierno no le quedó más remedio que excarcelar a 100 de los 232 presos políticos detenidos en las manifestaciones.

Excarcelados denuncian estrategia de Ortega

Sin embargo, esta excarcelación no ha sido percibida como una muestra de buena voluntad de parte del oficialismo. Para Marwin Oporta, uno de los cien presos excarcelados, acusado de terrorismo y conspiración, su excarcelación es una burla y una estrategia para calmar los ánimos, después de que uno de los presos políticos, Eddy Montes, fue asesinado a disparos la semana pasada. Para Oporta, Daniel Ortega juega con la voluntad de diálogo pues hace creer que los presos han sido liberados cuando lo único que ha cambiado es el lugar de encierro.

Como explica Paulo Abrao, director ejecutivo de la Comision Interamericana de Derechos Humanos, las cien personas que han sido excarceladas por el gobierno de Nicaragua no se encuentran en libertad sino bajo arresto domiciliario

Las violaciones a los derechos humanos continúan

En diciembre pasado, la CIDH fue expulsada de Nicaragua acusada de crear información falsa para desestabilizar al gobierno de Ortega. Paulo Abrao nos explica que desde entonces, los casos de violación de derechos humanos persisten aunque se trata de crímenes no letales y se ejercen bajo diferente forma.

Los testimonios recogidos por RFI dan cuenta que el hostigamiento hacia los opositores de Daniel Ortega sigue siendo moneda corriente. Yohana Espinoza, acusada también de terrorismo y crimen organizado, y liberada en marzo pasado, después de ocho meses de prisión, afirma que su familia vive hostigada por la policía nicaragüense.

Yohana cuenta que el viernes pasado agentes policiales irrumpieron en su casa y se llevaron detenida a su hija, acusada de haber realizado pintas contra el gobierno de Ortega. Esta no era la primera vez que la detenían, en julio de 2018 fue detenida durante seis días por participar en una manifestación. 

 

Desde abril de 2018 se cuentan 325 muertos, centenares de detenidos y 62 mil exiliados según organismos de derechos humanos. En la sesión extraordinaria de la OEA también se discutió el regreso de la CIDH a Nicaragua, un pedido que su secretario Paulo Abrao ve con buenos ojos pero lejos de la realidad inmediata. Abrao insiste en que por ahora lo único que se puede hacer es incrementar la presión y sanciones internacionales hasta que el gobierno de Ortega entre en razón.

 

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.