Saltar al contenido principal
Estados Unidos

¿Por qué los demócratas insisten con un impeachment que no tiene chances de prosperar?

Siete demócratas fueron designados para sostener la acusación contra Trump en el Senado. Adam Schiff, presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara Baja, se desempeñará como fiscal principal del juicio.
Siete demócratas fueron designados para sostener la acusación contra Trump en el Senado. Adam Schiff, presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara Baja, se desempeñará como fiscal principal del juicio. OLIVIER DOULIERY / AFP

Con la solemne lectura de los cargos y el juramento de los legisladores, comenzó este jueves en el Senado de Estados Unidos el juicio político contra el presidente Donald Trump por abuso de poder y obstrucción del Congreso. La mayoría republicana en el Senado garantiza al mandatario salir airoso del intento por destituirlo, pero el objetivo de la oposición es sobre todo comprometer su imagen en un año electoral.

Anuncios

En un principio, sólo el ala izquierda del Partido Demócrata apoyaba francamente la idea de aventurarse a intentar un juicio político contra Donald Trump. Sin embargo, buscar el impeachment de Trump terminó por convencer al establishment de la formación opositora liderado por la presidenta demócrata de la Cámara Baja Nancy Pelosi y este jueves, por tercera vez en la historia estadounidense, el Senado se transformó en una sala de juicio político.

En concreto, Trump es acusado de abuso de poder por retener ayuda militar a Ucrania, así como por prometer una reunión de la Casa Blanca al presidente de ese país a cambio de una investigación sobre un potencial rival en las elecciones presidenciales, el demócrata Joe Biden.

Lo que casi con certeza ocurrirá ahora es que la Cámara alta absolverá a Trump. Para condenar y destituir a un presidente se requiere el apoyo de dos tercios del Senado, algo altamente improbable en una cámara dominada por los republicanos.

Entonces, ¿qué sentido tiene llevar adelante un juicio político al cabo del cual Trump no será destituido? Pese a las pocas posibilidades de que 20 senadores republicanos voten en contra del presidente para alcanzar el número necesario para que abandone la Casa Blanca, los demócratas esperan que el juicio saque a flote nuevos elementos embarazosos para Trump, y exigen que testifiquen cuatro asesores cercanos al presidente.

Porque aunque Trump afirma que el juicio “"debería ir muy rápido" –se estima que unas dos semanas- y será olvidado, en un año en que el mandatario buscar revalidar su cargo el proceso debería poner en foco en el cuestionado modo en que ejerce la Presidencia.

En este sentido, en relación al primer artículo por el que se acusa a Trump, la Oficina de rendición de cuentas del gobierno (GAO) concluyó en un informe publicado el jueves que la Casa Blanca violó la ley federal al suspender temporalmente los fondos aprobados por el Congreso para Ucrania.

Los demócratas publicaron además documentos esta semana que muestran que el abogado personal de Trump, Rudy Giuliani, trabajó con el estadounidense nacido en Ucrania Lev Parnas para presionar a Kiev para investigar a Biden.

También expusieron cómo ambos, junto con funcionarios ucranianos, trataron de expulsar a la embajadora estadounidense en el país, Marie Yovanovitch, finalmente despedida por Trump.

Lo que resta por ver es si aunque el impeachment no vaya a ninguna parte, la exposición de la controvertida manera de actuar de Trump es suficiente para dañar significativamente su imagen antes de las elecciones presidenciales de noviembre.

Boletines de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.