Saltar al contenido principal

Ai Weiwei, la solidaridad que nació de una prohibición

El disidente chino Ai Weiwei habla en las afueras de su estudio tras ser liberado en Junio pasado
El disidente chino Ai Weiwei habla en las afueras de su estudio tras ser liberado en Junio pasado 路透社/David Gray/Files

La solidaridad espontánea de miles de chinos permitió al polémico artista y disidente Ai Weiwei pagar cerca de un millón y medio de euros para poder apelar una multa de casi dos millones que le ha impuesto el régimen chino por evasión fiscal. Una pena que a juicio de Weiwei busca silenciarlo.

Anuncios

La última provocación del contestatario artista chino Weiwei es un video en el que canta una versión infantil de la canción "Cao Ni Ma", que quiere decir "hierba, caballo, barro", pero que en chino suena como "jode a tu madre", el himno anticensura de los internautas chinos.

Mientras en la web circula ese video, el artista acaba de transformar una gran multa tributaria que a su juicio busca silenciarlo en un movimiento de solidaridad sin precedentes. Justo antes de que venciera el plazo para pagar la apelación por el supuesto fraude fiscal cometido por la empresa Fake Cultural Development, que está a nombre de su esposa Lu Qing, el pintor, escultor, artista plástico y arquitecto reunió un poco más de un millón y medio de euros gracias a las donaciones de 30 mil chinos.

Weiwei no solicitó la ayuda, pero cientos de transferencias, cheques e incluso billetes hechos bola o doblados en forma de aviones lanzados por miles de personas en el jardín de su estudio de Caochangdi en Pekín, le permitieron completar la suma.

Artistas, disidentes pero también anónimos, llegaron desde fuera de Pekín a dejar su aporte, mientras que el periódico Global Times le acusaba de colecta ilegal de fondos pues en China nadie puede recibir donaciones sin autorización oficial.

Weiwei, hijo de un poeta que sufrió la represión durante la "Revolución Cultural", empezó a destacarse por sus críticas políticas y ácidos comentarios en Twitter, donde tiene más de 70.000 seguidores pese a la censura que bloquea esta red social junto a Facebook y Youtube. A raíz de esta notoriedad, las autoridades no dejan de acosarlo, al punto que llegó a anunciar su intención de emigrar a Alemania para continuar con su obra.

En el 2009 tuvo que ser operado de urgencia después de que policías le golpeara en la cabeza por denunciar el derrumbe masivo de escuelas en el terremoto de Sichuan por su construcción con materiales de mala calidad debido a la corrupción reinante.

Su estudio de Shanghai fue demolido en diciembre y en enero se canceló su primera gran exposición en China. A principios de abril, cuando se encontraba en el aeropuerto, Weiwei fue detenido y pasó 81 días recluido y torturado física y psicológicamente.

Las autoridades anunciaron en ese momento que Ai Weiwei había confesado su delito de evasión, versión que niegan sus cercanos, aunque también las fuentes oficiales barajaban acusaciones como "subversión contra el Estado", imputación habitual en delitos de conciencia, e incluso "bigamia" o "falsificación".

Este martes 16 de noviembre fueron reunidos los 15 millones de yuanes, pero las autoridades chinas rechazaron el dinero. El Buró le exigió, en cambio, depositarlo en una cuenta bancaria mediante transferencia. Aunque Ai Weiwei se había planteado no pagar la sanción, porque se declara inocente e insiste en que no ha defraudado a Hacienda, acabó haciendo el depósito para no perjudicar a su mujer ni a los socios de su empresa: "Si no lo haces así, pueden enviarte a la Oficina de Seguridad Pública, y entonces la policía puede hacer cualquier cosa bajo la acusación de que te has negado a pagar impuestos", explicó Ai Wei. 

El régimen chino lleva a cabo desde febrero una de sus campañas de represión más duras desde hace décadas, con el acoso, detención y tortura de cientos de activistas, intelectuales y abogados, para frenar cualquier atisbo de emulación de la "Primavera Árabe" en el país asiático.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.