Saltar al contenido principal
Afganistán

Cuando el diseño salva vidas

"Mine Kafon" ingresa a un campo minado.
"Mine Kafon" ingresa a un campo minado.

Inspirado en los juguetes de su infancia, un diseñador afgano fabricó una pelota de bambú que, impulsada por el viento, detecta minas antipersonales y traza el mapa de los explosivos para que los pobladores puedan volver a apropiarse de las tierras que los rodean después de la guerra. Vea el video.

Anuncios

¿Quién dijo que el diseño sólo sirve para estilizar y encarecer objetos para esnobs? El célebre diseñador francés Philippe Stark reconocía recientemente en la conferenciad de la TED (Tecnología, Entretenimiento, Diseño) que su profesión era perfectamente inútil. Para desmentirlo, el diseñador afgano Masud Hasani acaba de crear “Mine Kafon”, un curioso objeto que no sólo tiene una estética atractiva, además salva vidas.

Hasani se fugó de Afganistán a los 14 años, dejando atrás su campo de juego: tierras sembradas por miles de minas antipersonales enterradas por los soviéticos, que aún hoy siguen siendo una amenaza para los habitantes.

“Cuando éramos jóvenes, aprendimos a fabricar nuestros juguetes. Uno de mis favoritos era un pequeño objeto accionado por el viento. Hacíamos carreras en los campos alrededor de nuestro barrio. Había siempre un fuerte viento que se movía hacia las montañas. Entonces hacíamos carreras, pero nuestros juguetes rodaban demasiado rápido y demasiado lejos y aterrizaban en zonas a donde no podíamos ir a buscarlos por las minas. Todavía recuerdo estos juguetes que había hecho y que miraba ir más allá de la zona a donde podíamos llegar”, recuerda Hasani citado por el portal owni.fr

Con esta imagen en mente, a su regreso a Afganistán Hasani creó “Mine Kafon”, una pelota constituida por 70 varas de bambú unidas a una pequeña esfera. En las extremidades, unas ventosas negras. Parecida a una bola de heno, la pelota impulsada por el viento se adentra en el campo minado, haciendo estallar a su paso los explosivos enterrados. Las detonaciones no interrumpen el paso de “Mine Kafon”, ya que sus múltiples “patas” le permiten seguir rodando. Y, lo que es igualmente importante, el artefacto está dotado de un GPS, lo que permite trazar una cartografía de las zonas seguras, para que los pobladores sepan luego por dónde pueden caminar.
 

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.