Saltar al contenido principal
China

China cierra sus campos de reeducación y rompe la ley del hijo único

El Congreso chino ratificó el cierre de los campos de reeducación por el trabajo, verdaderos centros extrajudiciales de detención de opositores.
El Congreso chino ratificó el cierre de los campos de reeducación por el trabajo, verdaderos centros extrajudiciales de detención de opositores. DR

 El Congreso chino oficializó este sábado dos grandes cambios: la abolición de los cuestionadísimos campos de reeducación por el trabajo y la flexibilización del control de nacimientos impuesta por Pekín en los ’70 para frenar la explosión demográfica en el país más poblado del mundo. Las ONGs advierten contra la continuación de los arrestos extrajudiciales por otras vías.

Anuncios

China da muestras de marcar un cambio de era en 2014. Tras la llegada al poder del nuevo presidente Xi Jinping, las dos reformas (fin de los campos de reeducación por el trabajo y apertura del sistema de hijo único) habían sido anunciadas al final de una reunión del Comité Central de Partido Comunista chino en noviembre pasado y este sábado fueron ratificadas por el comité permanente de la Asamblea Nacional Popular

Un “vergonzoso” sistema carcelario extrajudicial

Desde 1957, el sistema de reeducación por el trabajo (o 'laojiao') permite el arresto de personas hasta cuatro años por simple decisión policial. Una puerta abierta en grande a múltiples abusos denunciados por las organizaciones de defensa de los derechos humanos según las cuales, los campos son utilizados por las autoridades locales contra los que protestan, los internautas que denuncian la corrupción o quienes piden simplemente reparación por un perjuicio.

La ONU aseguraba en 2009 que había 190 mil personas detenidas en estos campos pero la agencia oficial de noticias Xinhua asegura ahora que se han "vuelto superfluos" a medida que "se ha desarrollado" el sistema judicial del país. "Las personas detenidas serán puestas en libertad y no estarán obligadas a cumplir el resto de su condena", indicó la misma agencia.

Sin embargo, las ONGs advierten contra la probable persistencia de otras formas de detención arbitraria. Amnistía Internacional habla de las ilegales "prisiones negras", campos rebautizados como "centros de rehabilitación para toxicómanos" que pueden transformarse en cárceles sin decisión judicial. "El vergonzoso sistema del 'laojiao' falleció de muerte natural, tengamos cuidado de que no venga bajo otra forma", indicó un jurista chino en una red social.

El fin de la política del hijo único

La ANP adoptó también la autorización “a parejas formadas al menos por un hijo único, a tener dos hijos", añadió la agencia oficial. Si hace tres décadas el apremio del régimen comunista era frenar el crecimiento demográfico, ahora la urgencia parece ser evitar el envejecimiento de la población cuando el índice de fecundación en el país, a 1,5 hijos por mujer, es muy inferior al nivel que se supone garantiza la renovación generacional.

(con AFP)

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.