Saltar al contenido principal
Enfoque Internacional

Nepal al borde de una tragedia humanitaria

Audio 05:15
Soldados nepaleses descargan un helicóptero con ayuda humanitaria, 29 de abril de 2015.
Soldados nepaleses descargan un helicóptero con ayuda humanitaria, 29 de abril de 2015. AFP/ROBERTO SCHMIDT

Aún las organizaciones humanitarias presentes en Nepal no están en capacidad de definir el verdadero impacto del terremoto, en razón de las dificultades actuales para acceder a la totalidad del país.

Anuncios

La ayuda internacional ha afluido hacia Katmandú, pero todavía no ha llegado a zonas alejadas de la capital.

Las poblaciones ubicadas en zonas montañosas, de difícil acceso en situación normal, se encuentran más aisladas que nunca. En efecto, el sismo destruyó muchas carreteras, gigantescos deslizamientos de tierra bloquean los caminos y hay pueblos a los que solo se puede llegar en helicóptero.

A eso se añade el hecho de que las condiciones meteorológicas no son siempre adecuadas para volar. Además, no se dispone de suficientes helicópteros y, por exceso de tráfico aéreo, es difícil aterrizar en el aeropuerto  de Katmandú.

Por otra parte, la infraestructura hospitalaria sufrió muchos daños y, por lo tanto, no puede atender en buenas condiciones a los heridos, que acuden en enormes cantidades a los hospitales, desbordados por falta de personal y de equipamientos médicos.

A varios días del terremoto,  hay pacientes que no han podido ser operados y otros que necesitan una segunda intervención. Asímismo, hay heridos que no pudieron atenderse en un primer momento y su estado no admite nuevos aplazamientos de los cuidados. Sin perder de vista las necesidades normales de toda población, en cualquier circunstancia, en materia de salud.

Por si fuera poco, hay decenas de miles de damnificados que carecen de agua, comida y techo.

Entrevistada: Olimpia de la Rosa, coordinadora de emergencias, Médicos sin Fronteras.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.