Saltar al contenido principal

Octavo aniversario del terremoto, tsunami y accidente nuclear

Japoneses rezan por las víctimas de la catástrofe en Iwaki, prefectura de Fukushima prefecture, Japón, el 11 de marzo de 2019.
Japoneses rezan por las víctimas de la catástrofe en Iwaki, prefectura de Fukushima prefecture, Japón, el 11 de marzo de 2019. Kyodo/via REUTERS

Al cumplirse ocho años de la tragedia de Fukushima, las víctimas superan los 22.000 muertos ligados a la catástrofe, mientras el coste alcanzar los 650 millones de euros, una cifra muy superior a la calculada por el gobierno japonés.

Anuncios

Por Gonzalo Robledo, corresponsal de RFI en Tokio

Éxodo, pueblos sin niños y un presupuesto descomunal para desmantelar la central accidentada de Fukushima, marcan el octavo aniversario de la triple tragedia ocurrida en Japón el 11 de marzo de 2011.

El terremoto, el tsunami y el accidente nuclear más grave desde Chernóbil, arroja hasta hoy un total de más de 22.000 muertos, entre los que se cuentan ancianos sobrevivientes que fallecieron por el estrés de vivir alejados de sus casas.

El masivo presupuesto asignado por el gobierno japonés para la reconstrucción se nota en pueblos enteros que fueron reconstruidos.

En la costa afectada se construye un muro de 15 metros de altura como medida de prevención pero que aleja a los turistas.

La estadística más difícil de calcular es el coste del accidente nuclear. Según un presupuesto independiente dado a conocer por el diario Asahi, desmantelar la planta accidentada, compensar a las víctimas, y descontaminar los cientos de miles de toneladas de agua usada cada día en la planta podría costar unos 650 mil millones de euros, unas 33 veces más de lo calculado por el gobierno japonés.

Los autores del cálculo piden un serio debate sobre el papel de la energía nuclear en el futuro de la política energética de Japón.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.