Saltar al contenido principal
India

Nueva Delhi, envuelta en una irrespirable cortina de esmog

Un hombre camina cerca de una autopista en Nueva Delhi, el 2 de noviembre de 2019.
Un hombre camina cerca de una autopista en Nueva Delhi, el 2 de noviembre de 2019. REUTERS/Anushree Fadnavis

Los 20 millones de habitantes de Nueva Delhi seguían tosiendo y frotándose los ojos este lunes por la contaminación del aire, una emergencia de salud pública que obligó a cerrar escuelas, a frenar la circulación de automóviles y a paralizar las obras.

Anuncios

Con Ángel Martínez Cantera, corresponsal de RFI en Nueva Delhi

La contaminación en Nueva Delhi ha obligado al desvío de más de 30 vuelos con dirección al aeropuerto internacional de la capital india, mientras que el gobierno ha limitado la circulación de ciertos vehículos.

Estas medidas se toman tres días después de que se declarase la emergencia de salud pública en la ciudad, cuando la polución superó 20 veces los niveles máximos recomendados.

El viernes, las autoridades cerraron las escuelas, distribuyeron cinco millones de mascarillas y recomendaron paralizar la construcción y la quema de rastrojos en los estados vecinos.

Otros de los factores que contribuyen al smog de Delhi son el uso del carbón en industrias y los fuegos artificiales propios de bodas y festivales religiosos.

Desde hace dos años, el gobierno de la ciudad utiliza medidas de emergencia como limitar la circulación de vehículos en función del número de sus placas, impuesto desde hoy.

“Ni bien salgo, me coloco la máscara", explica a RFI Alka Mina, estudiante de medicina. Si no me la pongo, toso, se me tapa la nariz. El polvo se me mete en la garganta. Me pongo ronca. El aire está en un nivel crítico: ¡está 17 veces más contaminado que los niveles máximos recomendados! Así que tienes que usar esta máscara, ¡es una emergencia sanitaria! De lo contrario, en cinco años, mis pulmones estarán gravemente dañados. Y estoy tratando de hacer que otras personas usen también una máscara”, agrega.

Las autoridades llevaron una camioneta con un purificador de aire al Taj Mahal, la principal atracción turística a 250 kilómetros al sur de Delhi, por temor a que la contaminación estuviera dañando el mausoleo de mármol del siglo XVII, informó Press Trust of India.

Pero problema de contaminación trasciende el aire de la capital. El río Yamuna, que baña Nueva Delhi, amanece cubierto de espuma debido a los productos tóxicos vertidos a sus aguas.

Mientras, los expertos consideran que pasear por las calles de la capital india un día como hoy equivale a fumar 50 cigarrillos.

Con elecciones en Nueva Delhi a principios de 2020, la crisis de contaminación también se ha convertido en motivo de disputas políticas, y cada parte culpa a la otra de la situación.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.