Saltar al contenido principal
Mundo Ciencia

Europa reflexiona sobre un nuevo reglamento de pesca para sus aguas territoriales

Audio 11:51
Barco pesquero de cerco, en Vigo, Galicia, España
Barco pesquero de cerco, en Vigo, Galicia, España Creative Commons

La Comisión Europea propone nuevas medidas técnicas para regular la pesca, pero algunas organizaciones temen que éstas sean demasiado ambiguas para su aplicación ya que el nuevo enfoque es dejar al criterio de cada país cómo reducir las capturas accidentales y proteger el medio marino.

Anuncios

La Comisión Europea propone varias medidas técnicas para una futura reglamentación de pesca. Estas propuestas buscan una simplificación, regionalización y principios basados en resultados, pero algunas organizaciones como Oceana, dedicada a la protección de los océanos,  temen que el nuevo reglamento no tenga directrices suficientemente estrictas y claras para reducir las llamadas capturas accidentales  o accesorias y evitar que se pesquen peces que no han alcanzado su talla de madurez reproductiva.

Propuestas que promueven la simplificación pero peligro de ambigüedad al final

Javier López  científico marino de Oceana, explica lo que está en juego en esta nueva propuesta que concierne la pesca tanto del mar mediterráneo como el del atlántico, el mar del Norte y mar báltico, entre otros: “antes,  la manera como se gestionaban las medidas técnicas a nivel europeo era que se daban unas guías muy específicas: sobre las luces de mallas dependiendo de la especie objetivo, sobre cuál debería ser la composición de las capturas, (estas guías) eran demasiado detalladas y por parte de algunos estados miembros, las consideraban muy difíciles de implementar y que no se adaptaban a las distintas realidad de la pesca en Europa, ya que la variedad que tenemos aquí es muy grande. Entonces, la Comisión Europa ha optado ahora por presentar una propuesta que se aleja del modelo tradicional y se enfoca a simplificar el reglamento , con un enfoque de regionalización por el cual las distintas regiones de los mares europeos puedan decidir cuáles deberían ser estas medidas técnicas, cuáles deberían ser las artes permitidas, etc… y en este sentido, nosotros (Oceana) pensamos que puede favorecer la flexibilidad pero por otro lado,  pensamos que puede resultar en un reglamento un poco más débil, es decir,  creemos que la voluntad de los Estados miembros para mejorar la selectividad de las artes de pesca puede verse condicionada por otros intereses y que realmente el resultado final sea peor que lo que actualmente tenemos que es una directriz muy decidida por parte de Europa”.

El procedimiento para un nuevo reglamento es largo y complejo y puede tomar hasta dos años para ser aprobado, ya que debe ser votado por los 28 miembros de la Unión Europea.Un reglamento que tiene un importante alcance, tomando en cuenta que la Zona Económica Exclusiva (mar patrimonial) de la Unión Europea, con 25 millones de km2 es la mayor del mundo.

Entrevistado: Javier López, científico marino de Oceana.

 

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.