Saltar al contenido principal
Carrusel de las Artes

Visita por el País de los Impresionistas (2)

Audio 07:05
El "Mistral en Seine" recorre el País de los Impresionistas por las aguas del Sena.
El "Mistral en Seine" recorre el País de los Impresionistas por las aguas del Sena. © Office de Tourisme/Pays des Impressionnistes

En el segundo capítulo de esta serie, RFI embarcó en el “Mistral en Seine”, un barco a propulsión eléctrica que recorre las aguas del Sena, tras las huellas de los pintores del Impresionismo.

Anuncios

Chatou es una pequeña ciudad al borde del río Sena, a unos 15 kilómetros de París. En el siglo XIX, esta localidad era un lugar de escape para muchos parisinos que venían el fin de semana a descansar de la agitación citadina. El joven Pierre-Auguste Renoir, uno de los máximos pintores impresionistas, descubrió este pueblo en 1868 durante un paseo junto al príncipe Georges Bibesco, un diplomático rumano.

El joven pintor francés se enamoró del lugar y de los magníficos paisajes al borde del agua. También lo hizo su colega y contemporáneo, Claude Monet, quien plantó muchas veces su caballete en la isla flotante conocida como la Grenouillere. Renoir y Monet tenían menos de 30 años y en Chatou se dedicaron a realizar una serie de cuadros sobre el Sena, la luz y el deporte a la moda en ese momento: el remo. Paleta y pinceles a la mano, los amigos pintores recorrieron todo ese territorio compuesto de varias localidades hoy conocido como el País de los impresionistas.

En la actualidad, un crucero por el río permite visitar esas ciudades. Un paseo comentado a bordo de un barco inspirado en las barcazas de antaño que recorre las ciudades de Carrières-sur-Seine, Rueil-Malmaison, Chatou y Croissy-sur-Seine.

“El río Sena, y sus reflejos de luz cambiantes fue la principal fuente de inspiración para los pintores impresionistas. El paseo comienza en Carrières-sur Seine y luego va a lugares emblemáticos como las ciudades de Bougival y sobre todo Chatou. El impresionismo nació justamente en la isla La Grenouillère que se encontraba en Chatou, con los trabajos paralelos de Renoir y de Monet. Hacemos este paseo mostrando uno a uno los cuadros inspirados en este lugar. El paisaje ha cambiado pero con un poco de imaginación podemos evocar ese ambiente del siglo XIX”, declaró a RFI Martine, la guía del paseo.

En el siglo XIX, numerosos parisinos vienen hasta estas orillas del Sena para practicar el remo. Los paisajes salvajes y tranquilos se mezclan con la atmósfera festiva de las tradicionales "guinguettes" que eran alegres merenderos al borde del agua. Es el comienzo de una era propicia a la diversión y el ocio. La creación del tren hace accesible los suburbios para los parisinos ávidos de descanso. Los impresionistas plasman en el lienzo esos momentos de recreación, fiesta o reposo. Los bañistas, los remeros y sus sombreros de paja, el Sena, se convierten en los protagonistas de sus pinturas.

"Pescadores en Poissy" de Claude Monet (1882).
"Pescadores en Poissy" de Claude Monet (1882).

“El impresionismo fue por supuesto una corriente artística pero también un testimonio de algo completamente nuevo en el siglo XIX: la civilización del ocio. Hasta ese momento, el entretenimiento para todo el mundo, a gran escala, no existía. El impresionismo reflejó ese gran cambio en la sociedad. La gente salía de las ciudades para divertirse”, agregó Martine.

Bañarse en el Sena es un placer prohibido desde 1923, so pena de multa. Sin embargo, todavía se puede pasear en barca de remo, tal y como se hacía en el siglo XIX. En la Isla de Chatou se encuentran los locales de “Sequana”, una asociación de mantenimiento y restauración de barcos antiguos.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.