Saltar al contenido principal
Carrusel de las Artes

Saint-John Perse, el poeta de las Antillas

Audio 07:00
Saint-John Perse, Giens, 1966 — Paris, Grand Palais, exp. Braque.
Saint-John Perse, Giens, 1966 — Paris, Grand Palais, exp. Braque. D.R

Alexis Leger, alias Saint-John Perse, fue un poeta y diplomático francés nacido en la isla de Guadalupe. Recibió el Nobel de Literatura en 1960 "por la imaginación evocativa de su poesía, que refleja de forma visionaria la condición de nuestro tiempo".

Anuncios

Saint-John Perse fue un personaje exótico y enigmático. Nació en la isla de Guadalupe, uno de los territorios franceses de las Antillas, y al que nunca regresó tras el traslado de su familia a Francia, en 1899. Poeta y diplomático de formación, su obra está marcada por la exuberancia de su isla volcánica, del mar y de los numerosos exilios que debió sufrir durante su vida.

Desde 1914 integró el servicio diplomático francés. Durante la Segunda Guerra Mundial, el gobierno de Vichy lo privó de su ciudadanía debido a su férrea oposición a colaborar con el régimen nazi. Durante la guerra, debió huir a Estados Unidos, donde vivió un largo exilio. Esa fue su etapa más fecunda y donde publicó poemas como "Exilio" (1942), "Lluvias" (1943), "Nieves" (1944), "Vientos" (1946) o "Amargos" (1957).

"Estos poemas, muchos de los cuales llevan por título el nombre de un elemento en plural responden a la sensibilidad de Saint-John Perse, de su interés de explicar a través de su poesía el mundo que nos rodea, una poesía que es amplia y majestuosa", explicó a RFI Daniel Aranjo, ex catedrático de la Universidad de Toulon y especialista de la obra del antillano.

Cuando se le atribuyó el premio Nobel de Literatura en 1960, apenas tres años después del concedido a Albert Camus, numerosos críticos lo consideraban el mejor poeta de su generación.

La obra Saint-John Perse es de ésas donde "el lector tiene la sensación de estar frente a algo que lo supera, de estar leyendo algo diferente a todo", explica Laura Vaccaro, autora del libro "Los premios Nobel de Literatura. Una lectura crítica". Pero es innegable también que su obra puede resultar de difícil comprensión, por los numerosos símbolos y metáforas, la forma de su lenguaje y sus accesos secretos.

Saint-John Perse cultivó el misterio, incluso en su nombre de pluma. Muchas hipótesis circularon en su época en torno a su pseudónimo. Pero según declaró él mismo, la adopción de este nombre respondía a la necesidad de separar su actividad como escritor, de su vida como diplomático.
 

Boletines de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.