Saltar al contenido principal
Carrusel de las Artes

Transparencia y luz vuelven a la Santa Capilla

Audio 07:05
® Didier Plowy - Centre des monuments nationaux

Redifusión. Los vitrales de este antiguo templo construido por San Luis en el corazón de París acaban de inaugurarse tras una vasta campaña de restauración y limpieza.

Anuncios

La Santa Capilla de París es el tercer monumento más visitado de Francia. Una obra maestra del período gótico construida entre 1242 y 1248 por pedido del muy piadoso Rey San Luis en la céntrica isla de la Cité, para resguardar las reliquias de la Pasión de Cristo y en especial la Corona de espinas.

VEA OTRAS IMAGENES DE LA SANTA CAPILLA
{{ scope.counterText }}
{{ scope.legend }}© {{ scope.credits }}
{{ scope.counterText }}

{{ scope.legend }}

© {{ scope.credits }}

El principal atributo de esta Santa Capilla son sus magníficos vitrales, un conjunto único de 1113 escenas de la biblia que van desde el génesis hasta el Apocalipsis, hechas con millones de pedazos de vidrio de color. Estos vitrales habían sufrido del paso del tiempo y de la fuerte contaminación en París, por lo que se el Estado francés decidió una ambiciosa campaña de restauración que acaba de terminarse.

Se necesitaron siete años de trabajos y 9 millones de euros para limpiar y restaurar estos vitrales así como parte de las esculturas de la fachada.

“Se necesitó mucho tiempo y esfuerzo pero el resultado es fenomenal. Los vitrales renovados permiten llenar la Santa Capilla de color y de luz. Más de un millón de personas visita este monumento cada año y tras esta restauración, creo que vendrán muchas más personas”, declaró a RFI el presidente del Centro de Monumentos Nacionales de Francia, Philippe Belaval.

Esta vasta campaña de renovación fue llevada a cabo por la danesa Velux, empresa que utilizó las técnicas más modernas y financió una buena parte de este trabajo que incluye un dispositivo de conservación preventiva.

“Hubo muchas innovaciones en este proceso de renovación. Todos los vitrales fueron desmontados y transportados con gran cuidado. ¡Se imaginará Usted lo delicado que fue transportar estos vitrales que tienen ocho siglos de antigüedad por las calles de París..! Después se procedió al trabajo de limpieza, pieza por pieza y de renovación en talleres especializados. Pero lo más importante es que se colocó un vitral transparente sobre el vitral de origen que lo protegerá de la contaminación y de la humedad. Este vitral de protección se moldeó de manera térmica para que tuviera exactamente la misma forma que el vitral original, lo que lo hace invisible al público”, detalló Michel Langrand, presidente de Velux France.

El cambio resulta sorprendente no sólo para el público sino también para el personal de este templo.

“Con estos trabajos, hemos podido recuperar todo el esplendor y el brillo de la Santa Capilla. En esta zona la contaminación atmosférica es muy importante. Había vitrales en la parte Norte que estaban completamente cubiertos de hollín, negros. Pero ahora, gracias a esta renovación completa, se ha recobrado la transparencia total de esta caja de vidrio de color”, dijo Guillaume Rabaud, uno de los guía de la Santa Capilla.

Santa Capilla pero también un libro abierto de historias bíblicas que se lee mirando en dirección del cielo y que ahora podrá admirarse en todo su esplendor.

 

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.