Saltar al contenido principal
Carrusel de las Artes

El diario del ‘obispo de los pobres’ se publica en francés

Audio 05:45

Las fecundas meditaciones que Helder Camara escribió entre 1964 y 1965 han sido compiladas y traducidas en Francia. El libro arroja una nueva luz sobre esta figura controvertida y emblemática de la teología de la liberación.

Anuncios

Dom Helder Cámara fue y sigue siendo después de su muerte una figura emblemática. Lo llamaban el "arzobispo de los pobres" por su combate en defensa de los derechos humanos y contra la miseria durante la dictadura militar en Brasil. También lo tildaron de "obispo rojo", "comunista" y “agitador”. Hoy su nombre está asociado a la teología de la liberación de la que fue una de sus figuras más destacadas.

Durante su vida escribió poemas y principalmente su diario personal, que alimentaba por las noches. En total, 2 122 "circularias", es decir, crónicas que recogían meditaciones profundas sobre los textos bíblicos, su acción como representante de la Iglesia, pero también los cambios políticos en Brasil y el mundo, así como agudas críticas a la jerarquía eclesiástica .

Una parte de estas reflexiones, las escritas entre 1964 y 1965, acaba de ser traducida al francés por la editorial Bayard Presse bajo el título “Diario de un obispo profético”. El pensamiento de Helder Camara también estuvo alimentado por el gran acontecimiento que significó en Concilio Vaticano II y la voluntad del Papa Juan XXIII de modernizar la Iglesia.

“En esos años, Helder Camara acababa de ser designado obispo de Olinda y Recife. Camara tenía concebido todo un programa contra la pobreza y las injusticias sociales. Pero pocos días después se instala la dictadura militar en Brasil lo que dificulta su tarea. Estas cartas dan cuenta de lo que fue su lucha por su pueblo”, explicó a RFI Sophie Gallé-Soas, la coordinadora de esta publicación.

En su diario, Helder Cámara dejó un registro de esos años y de las negociaciones que intentó con los militares, a pesar de su oposición a la dictadura, para llevar a cabo su acción en favor de los pobres.

“Dialogar con los militares no era muy bien visto, pero no tenía otra opción en su lucha contra la miseria. Sin embargo, progresivamente los militares se convirtieron en sus enemigos y fueron quienes organizaron la campaña de desprestigio contra su persona. Dejaban mensajes en las paredes de la ciudad, vinculándolo con los comunistas. Sus escritos nos permiten comprender esas tensiones y la amenaza que se cierne sobre él”, agregó Gallé-Soas.

Las críticas de Helder Camara a la Iglesia también supusieron una toma de distancia por parte de Roma. Pero Sophie Gallé-Soas considera que es un buen momento para descubrir o redescubrir su pensamiento.

"Tenemos hoy un papa argentino en el Vaticano, alguien que como Camara, tiene un discurso muy comprometido con los pobres y por la erradicación de las injusticias. Camara nos cuenta en sus cartas, lo difícil que fue en su época hacer que las cosas cambiaran en el seno de la Iglesia. La experiencia de Francisco hoy nos deja ver que siguen habiendo obstáculos para un cambio”, concluyó Gallé-Soas.

Boletines de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.