Saltar al contenido principal

El seleccionador francés da su versión de los hechos

laurent Blanc recibió el domingo el apoyo de su ex compañero de equipo Zinedine Zidane.
laurent Blanc recibió el domingo el apoyo de su ex compañero de equipo Zinedine Zidane. © Reuters

Después de varios días de espera, el entrenador del equipo francés de fútbol, Laurent Blanc, será interrogado por las comisiones que investigan un presunto caso de racismo en el seno de la Federación Francesa de Fútbol. Blanc dará su versión de los hechos tras haber recibido el apoyo incondicional de un héroe nacional: Zinedine Zidane.

ANUNCIOS

La polémica ha sido tan álgida que Laurent Blanc será interrogado en un lugar secreto de París, fuera del alcance de la prensa. El seleccionador francés será el último testigo que será consultado antes de que las dos comisiones que investigan el caso den a conocer sus conclusiones.

En concreto, Blanc deberá explicar lo que se dijo durante la ya famosa reunión del 8 de noviembre de 2010 en la sede de la Dirección Técnica Nacional (DTN). Según el sitio de información en línea Médiapart que destapó el caso, durante ese encuentro se discutió la posibilidad de instaurar un sistema de cuotas para limitar la entrada de jugadores de origen africano o magrebí en los centros de formación del país.

Blanc está acusado de haber apoyado esta política y de haber hecho comentarios presuntamente racistas sobre los jóvenes futbolistas con doble nacional o de raza negra.

“Actualmente, los grandes y potentes son los negros. Es así. Es un hecho. Dios sabe que en los centros de formación, en las escuelas de fútbol, hay muchos (negros). Creo que hay que buscar otros criterios, modificados con nuestra propia cultura” aseguró Blanc en esa reunión según Médiapart.

Blanc deberá declarar ante las comisiones de la Federación Francesa de Fútbol y del Ministerio de Deportes que abrieron investigaciones al respecto y que deberán dictaminar esta semana si hubo discriminación en las palabras de Blanc. El hecho conllevaría un delito si se demuestra que se trataba de discriminar a los futbolistas por razones de origen o raza.

De su lado, el seleccionador asegura que no es racista y, en un comunicado publicado la semana pasada, afirmó que se refería exclusivamente a criterios técnicos. Tras la tormenta desatada por este caso, Blanc se tomó unos días de retiro en Italia.

Este escándalo hizo reaccionar a las grandes figuras del fútbol, en especial, a los miembros de la generación campeona del mundo del 98, a la que perteneció Lauren Blanc, quienes se mostraron divididos sobre la suerte del actual seleccionador. Entre los que lo apoyaron figuran Christophe Dugarry, Bixente Lizarazu, Emmanuel Petit o Marcel Desailly, mientras que otros como Lilian Thuram y Patrick Vieira se mostraron mucho más críticos.

Todo el mundo esperaba una palabra de Zidane, el futbolista más popular en Francia de todos los tiempos y ex compañero de equipo de Blanc en el seno de esa generación del 98. Tras una semana de espera, el carismático “Zizou” rompió su silencio el domingo para exculpar a “Loló” Blanc, en una entrevista concedida al diario deportivo L'Équipe.

"Lo conozco bien, está claro que no es racista. ¡Si su esposa es argelina!", aseguró Zidane. "Loló habla abiertamente y no pensó en ningún momento que sus palabras pudiesen ser mal interpretadas", dijo sobre todo refiriéndose a la utilización de la palabra "cuota".

Una amplia mayoría de los franceses (71%) no desea la dimisión del seleccionador nacional de fútbol, Laurent Blanc, y sólo un 7% pediría su marcha inmediata tras el escándalo de las cuotas raciales, según un sondeo realizado por el instituto BVA.

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.