Saltar al contenido principal

Yates gana su segunda etapa el día que Pinot presentó su candidatura a ganar el Tour

Simon Yates celebra su segunda victoria en el Tour de Francia 2019 tras entrar en solitario en la meta de Foix Prat D’albis el domingo 21 de julio.
Simon Yates celebra su segunda victoria en el Tour de Francia 2019 tras entrar en solitario en la meta de Foix Prat D’albis el domingo 21 de julio. REUTERS/Gonzalo Fuentes

El ciclista de la FDJ volvió a revolucionar la carrera en la última etapa pirenaica que se llevó Simon Yates. Alaphilippe pierde tiempo con respecto a los favoritos pero aún mantiene el maillot amarillo de líder.

ANUNCIOS

El recorrido por los Pirineos se cerraba con una etapa memorable en la que el equipo Movistar realizó una gran estrategia posicionando a Landa como su mejor hombre y en la que Thibaut Pinot demostraba una vez más su gran estado de forma con respecto al resto de favoritos. El desenlace de los últimos kilómetros desembocó en una batalla abierta para los ciclistas que optan por la general.

Tras varios intentos de fuga la gran escapada del día se consagraba a 100 kilómetros de la llegada a meta, coincidiendo con el ascenso al primer puerto de primera categoría, Port de Lers. 36 ciclistas, incluidos algunos castigados tras la subida el día anterior al Tourmalet, se fueron al ataque con la intención de recortar tiempo en la general para volver a luchar en la general. Entre ellos se hallaban referentes importantes como Quintana, Bardet, Nibali y Roche. La lista completa seria la siguiente;

Konrad (Bora-Hansgrohe), Bardet, Gallopin, Frank (Ag2r La Mondiale), Nibali, Caruso, Tratnik (Bahrain-Merida), Molard, Reichenbach (Groupama-FDJ), Quintana, Amador, Soler (Movistar Team), Bilbao, Fraile, Lutsenko (Astana Pro Team), Woods (EF Education First), Yates (Mitchelton-Scott), Geschke (CCC Team), D.Martin (UAE Team Emirates), Bernard, Ciccone, Mollema (Trek-Segafredo), Matthews, Kämna, Roche (Team Sunweb), Perez, Périchon, Herrada (Cofidis), Sicard (Total-Direct Energie), Zakarin, Politt (Katusha-Alpecin), G.Martin (Wanty-Groupe Gobert), Kreuziger (Dimension Data), Bouet, Moinard (Arkéa-Samsic).

Como era de esperar este grupo de fugados que coronaba reagrupado el primer puerto de primera categoría, port de Lers, explotaba a medida que iba avanzando la etapa aunque la diferencia con respecto al grupo del maillot amarillo se mantenía con una renta de unos 3 minutos.

La escalada al penúltimo puerto del día, el Muro de Péguères, fue coronado por el alemán Simon Geschke que se distanciaba del grupo de fugados no por mucho tiempo, ya que por detrás se unía el británico Simon Yates para encarar los últimos 8 kilómetros en solitario.

Entretanto el equipo Movistar movía ficha con una gran estrategia tras ser capaz de enviar al español Mikel Landa con el grupo de Quintana. Una vez conectados las dos grandes bazas de la escuadra navarra seria Landa quien tomaría la iniciativa para adelantar como una bala al grupo de fugados. El pelotón donde se encontraba el líder Alaphilippe seguía distanciado a más de 2 minutos. El ciclista vasco no quiso esperar a los demás aventureros y se fue en busca y captura del británico Simon Yates que cuando quedaban 6 kilómetros para el final rodaba en solitario.

Por detrás y en plena escalada a la meta de Foix el grupo del maillot amarillo había conectado con los fugados pero como era de esperar se generaron varios ataques provocados por Thibaut Pinot que hizo añicos las esperanzas de todos los jefes de filas. Solo Bernal fue capaz de seguir el ritmo del francés mientras caían Thomas, Alaphilippe, Uran, Quintana y Buchmann.

A 3 kilómetros para meta Landa y Yates comandaban la cabeza de carrera pero Pinot quería más. En ese punto del trazado el líder del Groupama había sacado una ventaja de 1 minuto al maillot amarillo y estaba distanciado a 50 segundos de los dos hombres de cabeza.

El desenlace final de preveía apretado pero Simon Yates que había dosificado sus fuerzas en la cabeza de carrera tomó la directa y se desató de Landa para alzarse con su segunda victoria en este Tour. Por detrás Pinot adelantaría en los últimos metros a Landa para completar el podio de la etapa.

Aun había que esperar a que entrase el líder de la carrera, Alaphilippe, que por primera vez desde que arrancase el Tour mostró signos de flaqueza. El francés cruzaría la meta a 1’43” del vencedor de etapa y 20 segundos después del segundo en la general, el galés Thomas con lo que podrá afrontar la última semana de la competición vestido de amarillo. Eso sí. Sus rivales más directos le habían arañado tiempo. Como Bernal que rebajaría 1 minuto su desventaja con respecto al francés o el mismo Pinot, que ya se ha colado en la cuarta posición a tan solo 1’50” de su compatriota.

Punto y parte para ajustar el final de la competencia

Este lunes y tras el desgaste físico que supuso la incursión en las etapas pirenaicas, los ciclistas disfrutaran de su segundo y último día de descanso antes de encarar la recta final de la competición. La ciudad de Nimes marcará el arranque de la tercera y última parte en la que los participantes tendrán que afrontar las etapas alpinas donde seguramente se diseñará el podio de Paris. Por delante aún quedan etapas durísimas donde habrá que encarar la ascensión al Galibier, el Izoard o Val Thorens, todas ellas de categoría especial, donde la clasificación podría dar un vuelco radical. A pesar de todo el tour no está finiquitado.

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.