Saltar al contenido principal
España

Puigdemont denuncia el peor ataque a Cataluña desde Franco

Carles Puigdemont durante su discurso del 21 de octubre de 2017.
Carles Puigdemont durante su discurso del 21 de octubre de 2017. Ruben Moreno Garcia/Generalitat de Catalunya/Handout via REUTERS

El presidente catalán acusó al gobierno español, con el apoyo del Partido Socialista y de Ciudadanos, de haber lanzado el ‘peor ataque a las instituciones y el pueblo de Cataluña desde los decretos del dictador militar Francisco Franco aboliendo la Generalitat’. Madrid se sitúa ‘fuera del Estado de derecho’, agregó.

Anuncios

Una vez más, el presidente catalán Carles Puigdemont no responde ni baja la cabeza. La víspera, el jefe del gobierno español Mariano Rajoy aplicó el artículo 155 de la Constitución que permite al ejecutivo central tomar medidas para obligar a Cataluña a “cumplimiento forzoso” de la legalidad.

En su reacción, Puigdemont “ha hecho prueba de la prudencia que lo caracteriza desde hace algunas semanas”, subraya el corresponsal de RFI en Barcelona, Benjamin Delille. En efecto, el presidente catalán decidió pedir al pleno del Parlamento regional que debata sobre las medidas con las que Madrid quiere intervenir la autonomía catalana.

“Pediré al Parlamento que fije la convocatoria de una sesión plenaria, donde los representantes de la soberanía ciudadana (...) debatamos y decidamos sobre el intento de liquidar nuestro autogobierno y nuestra democracia, y actuemos en consecuencia", dijo Puigdemont en un discurso, en respuesta a la batería de medidas anunciadas por el gobierno de Mariano Rajoy para detener el desafío secesionista catalán.

Reacción 'radical'

Lo que sí parece evidente, en cambio, es que Puigdemont “no tiene planeado bajar la cabeza”, comenta el corresponsal de RFI en Madrid, François Musseau.

Al denunciar un “auténtico ataque a la democracia”, Puigdement ha escogido una “manera radical” de reaccionar a las medidas tomadas por Rajoy, agrega Musseau.

El equipo de Rajoy ha pedido al Senado que lo autorice a cesar a todo el gobierno catalán y a controlar todos los organismos dependientes del ejecutivo regional, entre ellos la policía catalana (Mossos d'Esquadra) y los medios públicos de comunicación. Igualmente pide poner bajo su completa tutela la actividad del Parlamento catalán, y asumir la competencia de convocar elecciones en la región en un plazo máximo de seis meses.

“Las instituciones catalanas y el pueblo de Cataluña no podemos aceptar este ataque”, dijo Puigdemont. El dirigente agregó que con todas estas iniciativas, “el gobierno español, con el apoyo del Partido Socialista y de Ciudadanos, ha lanzado el peor ataque a las instituciones y el pueblo de Cataluña desde los decretos del dictador militar Francisco Franco aboliendo la Generalitat”.

¿Qué solución en este momento para Puigdemont? “La única salida que tiene, y que sólo él tiene en las manos, es la de convocar elecciones legislativas anticipadas”, apunta François Musseau pero aclara que el tiempo para ello es contado.

Esa convocatoria puede hacerla “hasta el viernes próximo, cuando el Senado español se reunirá para tomar oficialmente el control de Cataluña. Si no lo hace, no hay que excluir un posible choque frontal entre Madrid y Barcelona”, concluye Musseau.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.