Saltar al contenido principal
Unión Europea - Irán

Capitales europeas acuerdan mecanismo de pagos para comerciar con Irán

La jefa de la diplomacia europea Federica Mogherini, junto al canciller rumano Teodor Melescanu el 31 de enero de 2019 en Bucarest.
La jefa de la diplomacia europea Federica Mogherini, junto al canciller rumano Teodor Melescanu el 31 de enero de 2019 en Bucarest. Inquam Photos/Octav Ganea via REUTERS

Reino Unido, Francia y Alemania lanzaron este jueves un dispositivo comercial para eludir las sanciones de Estados Unidos contra Irán, elogiado por Teherán, y que ya cosechó una advertencia de Washington.

Anuncios

Desde que el pasado mayo Estados Unidos decidiera abandonar el acuerdo nuclear con Irán, la Unión Europea ha estado buscando una solución que le permitiera esquivar las sanciones de Washington.

Y parece que lo han conseguido. Francia, Alemania y Reino Unido presentaron el jueves un mecanismo financiero que permita mantener la inversión de las empresas europeas en Irán.

La nueva entidad -bautizada Instex ("Instrument in Support of Trade Exchanges", Instrumento en apoyo de los intercambios comerciales)- estará registrada en Francia y tendrá una dirección alemana.

"Esta sociedad deberá permitir a las empresas europeas que lo deseen llevar a cabo un comercio lícito con Irán, especialmente en el ámbito de la sanidad y la alimentación, ese sector de primera necesidad para la población iraní", afirmó el canciller francés, Jean-Yves Le Drian.

El mecanismo que han desarrollado para superar este obstáculo es el de la gestión centralizada de un trueque. Es decir, si por ejemplo una empresa europea suministra coches o maquinaria a una compañía, pública o privada, en Irán, Teherán pagará su deuda suministrando la cantidad correspondiente de petróleo, refinado o sin refinar.

El organismo central de la parte europea gestionará los pedidos y actuará como centro de intercambio de información. Como resultado, no habrá flujos financieros entre Teherán y la UE.

La medida se toma tras las amenazas insistentes de Teherán para que se pusieran en marcha medidas frente a las sanciones de Estados Unidos y pudiera acceder al comercio internacional. Esta puede ser la medida clave para que Irán pueda seguir manteniéndose en el pacto.

Por su parte, Teherán calificó este jueves como un "primer paso" la nueva entidad diseñada por países de la UE para comerciar con Irán pese a las sanciones contra la República Islámica por parte de Washington.

"El canal de comunicación financiera" es "el primer paso en el marco de los compromisos asumidos por los europeos con respecto a Irán, que espero se apliquen íntegramente" y no sólo en parte, declaró el viceministro de Relaciones Exteriores iraní, Abba Araghchi, citado por la agencia oficial IRNA

La UE siempre ha insistido que con este pacto, que pretende levantar las sanciones económicas al régimen iraní a cambio de que paralice su plan nuclear, es clave para fomentar la paz en detrimento de las acusaciones de Washington que insisten que el único que sale ganando es Teherán.

Washington avisó a los europeos que su decisión de sortear las sanciones tendría consecuencias.

Joseph Giordono-Scholz, portavoz de la embajada estadounidense en Berlín, subrayó que INSTEX no socavará la campaña económica de su país contra Teherán.

"Las entidades que participen en actividades sancionables que involucren a Irán corren el peligro de sufrir graves consecuencias, que podrían incluir la pérdida del acceso al sistema financiero de EEUU, así como la capacidad de hacer negocios con EEUU y sus empresas", afirmó.

"No esperamos que afecte de ninguna manera a nuestra campaña de máxima presión económica", añadió.

El texto, que ahora deber ser formalmente refrendado por las capitales europeas, constata el respeto de Irán a los compromisos adquiridos en el acuerdo alcanzado en 2015.

Boletines de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.