Saltar al contenido principal
España

Empieza histórico juicio a líderes separatistas catalanes

Manifestantes frente al Tribunal Suupremo en Madrid, el 12 de febrero de 2019.
Manifestantes frente al Tribunal Suupremo en Madrid, el 12 de febrero de 2019. Fuente: Reuters.

El Tribunal Supremo abrió este martes el juicio contra 12 dirigentes independentistas catalanes, implicados en el fracasado intento de secesión de octubre de 2017, en un momento en que la cuestión catalana tiene la política española patas arriba.

Anuncios

Con Luis Méndez, corresponsal de RFI en Madrid

El gobierno español enfrenta una nueva prueba de fuego, ya que se prevé que la presión de los independentistas catalanes vaya en aumento a medida que avance el juicio que se podría prolongar durante tres meses.

Tras organizar el 1 de octubre de 2017 un referendo de autodeterminación prohibido por la justicia española, los separatistas catalanes proclamaron unilateralmente el 27 de octubre una república independiente. Desataron así la crisis política más grave que ha conocido España desde el final del franquismo, y cuyos efectos continúan reverberando en la actualidad.

La imagen de España estará de nuevo bajo el punto la mira internacional después de que juristas y políticos de diversas tendencias denunciaran que el gobierno español está castigando desmedidamente a 9 de los independentistas catalanes que han tenido que permanecer en prisión en algunos casos durante 15 meses antes de ser juzgados por el Tribunal Supremo.

El principal protagonista del intento de secesión, el expresidente catalán Carles Puigdemont, huido en Bélgica, será el gran ausente del juicio, ya que España no juzga delitos graves en ausencia. Sí que está su ex vicepresidente, Oriol Junqueras, contra el que la fiscalía pide 25 años de prisión.

Para los otros once acusados, la fiscalía pide entre 7 y 17 años de cárcel. Entre ellos se encuentran la expresidenta del parlamento catalán, Carme Forcadell, varios ministros regionales y los responsables en el momento de los hechos de las asociaciones independentistas ANC y Omnium Cultural, Jordi Sánchez y Jordi Cuixart respectivamente.

El delito de rebelión del que se acusa a varios de los separatistas, entre ellos Oriol Junquera, vicepresidente del gobierno catalán, resulta también desproporcionado para la izquierdas española y las asociaciones judiciales progresistas que señalan que no hubo violencia durante el proceso independentista, lo que invalida esta grave acusación que comporta penas de 25 años de cárcel.

La dependencia de las máximas instancias judiciales del poder político enrarece más el ambiente que rodea a este juicio considerado de alto voltaje y para el que se han acreditado más de 600 periodistas.

Los separatistas, que tachan este proceso de "farsa", se manifestarán a las 19H00 (18H00 GMT) en Barcelona, la capital de Cataluña, región donde activistas radicales cortaron temporalmente la mañana del martes varias carreteras.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.