Saltar al contenido principal
WikiLeaks

Justicia británica examina pedido de extradición de Julian Assange

En las afueras de la Corte unos 50 simpatizantes de WikiLeaks se congregaron con pancartas exigiendo la libertad de Assange.
En las afueras de la Corte unos 50 simpatizantes de WikiLeaks se congregaron con pancartas exigiendo la libertad de Assange. REUTERS/Henry Nicholls

Tras haber sido condenado ayer a 50 semanas de cárcel en Reino Unido por haber violado su libertad condicional, Julian Assange ha comenzado a enfrentar 24 horas después el mayor de sus problemas: la petición de extradición a Estados Unidos.Con Juan Carlos Bejarano, desde Londres.

Anuncios

En Estados Unidos, Julian Assange está acusado de haber conspirado para hackear un computador del gobierno con información clasificada, una acción que luego le permitió, con la ayuda del informático estadounidense Chelsea Manning, filtrar miles de documentos secretos de la secretaria de Estado.

Julian Assange se enfrenta ahora a la posibilidad de ser extraditado hacia Estados Unidos. La primera audiencia de su caso inició alrededor de las 11 de la mañana en la Corte tres del Tribunal de Magistrados de Westminster. En las afueras de la Corte unos 50 simpatizantes de WikiLeaks se congregaron con pancartas exigiendo la libertad de Assange.

Assange no compareció físicamente en la Corte de Westminster sino vía video link, desde la prisión de alta seguridad de Belmarsh donde se encuentra recluido. Al iniciar la audiencia el juez del proceso le preguntó al expirata si estaba de acuerdo con ser extraditado a Estados Unidos, a lo cual respondió negativamente.

"No quiero someterme a una extradición por un trabajo de periodismo que ganó numerosas recompensas y protegió a mucha gente", dijo este jueves al tribunal.

Estados Unidos afirma querer juzgarlo sólo por "piratería informática". Un representante de la justicia estadounidense, Ben Brandon, confirmó que este cargo es pasible de un máximo de cinco años de cárcel.

Pero los defensores de Assange temen que se le agreguen después delitos más graves, como divulgación de secretos o traición, y corra el riesgo de ser condenado a cadena perpetua o incluso a muerte.

Mientras esto sucede, es posible que el gobierno de Suecia decida reabrir el caso contra Assange por presuntos delitos de índole sexual contra dos mujeres suecas, motivo inicial por el cual el ciudadano australiano de 47 años se refugió en la Embajada de Ecuador en Londres en 2012.

El tribunal fijó una próxima audiencia, segunda en un procedimiento probablemente largo, para el 30 de mayo.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.