Saltar al contenido principal
ELECCIONES PORTUGAL

El socialista Antonio Costa aspira a consolidar el "milagro portugués"

Panorámica de Lisboa
Panorámica de Lisboa © RFI/Béatrice Léveillé

El primer ministro socialista Antonio Costa se perfila como el favorito para las elecciones legislativas del domingo en Portugal, donde espera aprovechar su desempeño económico después de cuatro años al frente de un gobierno minoritario respaldado por la izquierda. 

Anuncios

Las últimas encuestas colocan a su Partido Socialista (PS) al frente de las intenciones de voto con un 37%, frente a la centro derecha del Partido Socialdemócrata (PSD), con 30%, aunque la brecha entre ellos se ha reducido a la mitad en tres meses.

Así, la victoria del primer ministro podría ser demasiado estrecha para darle la mayoría absoluta con que sueña para deshacerse de sus socios. Una de las pocas historias exitosas en la familia socialista europea, el PS portugués tomó el poder en 2015 gracias a una alianza sin precedentes con el Bloque de Izquierda y el Partido Comunista, después de perder ante una coalición de derecha.

Portugal, duramente golpeado por la crisis de la deuda, salió a flote con un rescate de 78.000 millones de euros (2011-2014) prestado por Bruselas y el FMI a cambio de un drástico plan de austeridad, reformas y privatizaciones.

Sin los recortes implementados por la derecha, Costa y su ministro de Finanzas, Mario Centeno, jefe del Eurogrupo desde finales de 2017, han definido como prioridad el restablecimiento del poder adquisitivo.

El país ahora registra su mejor crecimiento desde 2000 (3,5% en 2017 y 2,4% en 2018), mientras que el desempleo se ha reducido a los niveles anteriores a la crisis (6,4% en julio) y el déficit público se reducirá a 0,2% este año.

 

El centro-derecha, a evitar el batacazo

Sobre el papel, el partido que aspira a discutir el gobierno del PS es el Partido Social Demócrata que lidera Rui Río. Sin embargo, las miras de la formación de centro-derecha no están puestas tanto en la victoria como en evitar el batacazo que prevén los sondeos. El que fuera alcalde de Oporto, sucesor de Passos Coelho en un momento muy complicado para su partido, se ha mostrado falto de liderazgo, a pesar de haber superado una moción de confianza un año después de tomar las riendas del PSD.

 

Perfil de Antonio Costa

Nacido el 17 de julio de 1961 en Lisboa, Costa creció en los círculos intelectuales frecuentados por sus padres, la periodista Maria Antonia Palla, socialista, y el escritor comunista Orlando da Costa, descendiente de una gran familia de Goa, ex área de influencia de Portugal en India. Su medio hermano Ricardo Costa, siete años menor, es un periodista influyente en Portugal.

A los 14 años de edad, "Babush" ("niño" en konkani, el idioma de Goa) se involucró en la Juventud Socialista.  Luego de graduarse en Derecho y Ciencias Políticas, se convirtió en abogado en 1988.En 1995, a los 34 años, fue nombrado secretario de Estado para Asuntos Parlamentarios, un puesto clave en el gobierno minoritario de Antonio Guterres, antes de convertirse en ministro de Justicia en 1999. Después de un breve período en el Parlamento Europeo, regresó a su país en 2005 como ministro del Interior, pero dejó el gobierno después de dos años para disputar la alcaldía de Lisboa, donde dio sus primeros pasos al frente de una unión de la izquierda y consolidó su popularidad. Esa etapa le permitió también tomar distancia del ex primer ministro José Sócrates, apartado del poder en 2011 y luego procesado por corrupción en noviembre de 2014, año en el que Costa llegó a la cima del Partido Socialista.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.