Saltar al contenido principal
FRANCIA-IRAN

Fabius en Irán para darle nuevo empuje a relaciones bilaterales

Laurent Fabius se reunió con su homólogo Mohammad Javad Zarif. AFP/Behrouz Mehri
Laurent Fabius se reunió con su homólogo Mohammad Javad Zarif. AFP/Behrouz Mehri

Tras el acuerdo firmado sobre el programa nuclear iraní el 14 de julio pasado, el jefe de la diplomacia francés llegó a Teherán este miércoles por la mañana en medio de severas críticas provenientes de los medios conservadores del país. París sigue muy de cerca esta visita: el presidente François Hollande habla de test para las relaciones entre los dos países.

Anuncios

Sigue el desfile de personalidades europeas. Después del canciller alemán y la jefa de la diplomacia europea, Laurent Fabius hace una visita express en Teherán donde se ha dado cita con el presidente iraní Hasan Rohani. El propósito es muy claro: afianzar las relaciones diplomáticas de los dos países y ante todo preparar el terreno para las empresas francesas que quieren aprovechar la apertura económica que se anuncia.

Y es que no se trata de una simple visita de cortesía. Durante las ásperas negociaciones sobre el programa nuclear iraní, Laurent Fabius se mostró “firme” según sus palabras e “intransigente” según Teherán. Muchos observadores apuntan que la diplomacia francesa puso en varias ocasiones en peligro las negociaciones.

Con esto en mente, la visita a Teherán del ministro de Exteriores francés fue duramente criticada por los conservadores iraníes. Los ataques conservadores, retomados por varios medios, hablan por ejemplo del apoyo de Francia a Irak durante la guerra con Irán (1980-1988).

Según Hubert Védrine, exministro francés de Exteriores, estos ataques son "una manera para algunos grupos iraníes de ajustar cuentas entre ellos".

Visita vigilada

Las autoridades iraníes han defendido sin dudarlo al canciller francés y desde París François Hollande, declaró que esta visita es una prueba para Teherán. "La manera en que será acogido, será para nosotros una evaluación del comportamiento de Irán", afirmó Hollande. El presidente francés insistió, además, en el papel que Irán debe desempeñar para alcanzar la paz en Oriente Medio, especialmente en Siria.

Pulir todas las asperidades es indispensable para abrirle la puerta a todos los inversores franceses. Fabius está también en Teherán para asegurar que las relaciones comerciales entre los dos países pueden ser sólidas y prosperas. Irán no olvida que empresas como Renault abandonaron el mercado de manera precipitada cuando comenzaron a aplicarse las sanciones económicas que asfixian al país.
 

Boletines de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.