Saltar al contenido principal

Detectan seis sustancias peligrosas en el cuerpo de los franceses

Algunas botellas de plástico, conservas y biberones contiene bisfenol A, un disruptor endocrino.
Algunas botellas de plástico, conservas y biberones contiene bisfenol A, un disruptor endocrino. Flickr.com CC0 1.0 zhrefch

Un estudio a gran escala de la población francesa dectectó la presencia de seis elementos químicos peligrosos en los organismos. Se trata de sustancias utilizadas en objetos cotidianos como botellas de agua o biberones.

Anuncios

Por Paula Bayarte

Por primera vez el sistema sanitario francés ha alertado de la presencia de ciertas sustancias contaminantes en todos los organismos de adultos y niños del país, tras un macro estudio hecho a más de 3.500 personas.

Los bisfenoles, ftalatos o parabenos, el etilenglicol, los retardantes de llama bromados y los compuestos perfluorados son los seis denominados disruptores endocrinos, elementos que podemos encontrar de forma omnipresente en los objetos de la vida cotidiana. Podemos hallarlos en ciertos alimentos, envoltorios alimentarios, plásticos, cosméticos y productos de cuidado personal o del hogar.

Los disruptores endocrinos son sustancias químicas que afectan a las hormonas que regulan el metabolismo, la reproducción y el comportamiento. Su presencia en el cuerpo humano puede provocar enfermedades, y su peligrosidad radica en que se encuentran en el ambiente y en todo tipo de elementos.

El novedoso estudio fue realizado en 2.500 adultos y 1.100 niños residentes en Francia entre los años 2014 y 2016, y además de confirmar la presencia de estas sustancias, insiste en la necesidad de informar a la población e impulsar la creación de valores de referencia, al igual que tienen países como Estados Unidos o Canadá.

La bióloga argentina Ana Soto explicaba en una entrevista concedida a RFI que los disruptores endocrinos están relacionados con la aparición del cáncer de mama o próstata, la obesidad, la diabetes y ciertas enfermedades relacionadas con la capacidad reproductiva: “Las patologías que van en aumento en las poblaciones del primer mundo coinciden”. Ahora, por vez primera gracias al estudio, se van a poder cuantificar y tipificar de una forma más efectiva los efectos de los disruptores.

Clémence Fillol, responsable de control biológico  del sistema sanitario francés, afirmo a la agencia de noticias francesa AFP que existe un interés por estas sustancias porque es una preocupación sanitaria, pero en ningún caso se puede predecir si los valores encontrados representan un riesgo para la salud de la población.

Un importante descubrimiento del estudio, es que los niños tienen en sus organismos mayor proporción de estas sustancias debido a que es más común que se introduzcan objetos en sus bocas, objetos que contienen bisfenol o etilenglicol, frecuentes en ciertos plásticos o pinturas. El uso de algunos componentes químicos han sido ya prohibidos en Francia, como el bisfenol A, y a raíz de este estudio, la Agencia de Seguridad  Sanitaria (Anses) tendrá que establecer una lista de seis disruptores endocrinos a partir en 2020, y nueve a partir de 2021.

>Más información sobre los disruptores endocrinos:

-Disruptores endocrinos: la UE adopta una definición criticada

-Ana Soto, 30 años de activismo científico contra los disruptores endocrinos

Los disruptores endocrinos presentes en todo nuestro entorno perturban nuestro sistema hormonal.
Los disruptores endocrinos presentes en todo nuestro entorno perturban nuestro sistema hormonal. RFI
Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.