Saltar al contenido principal

Fallece el ayatolá Mohamed Husein Fadlalá

Fadlalá era considerado el primer guía espiritual del movimiento islamista proiraní Hezbolá
Fadlalá era considerado el primer guía espiritual del movimiento islamista proiraní Hezbolá Reuters/Cynthia Karam/Files

Muere uno de los guías espirituales del chiísmo, considerado mentor del movimiento islamista Hezbolá. Catalogado como “terrorista” por Estados Unidos, se lo ha relacionado con el atentado contra la embajada de Israel en Buenos Aires. Su audaz interpretación del Islam lo llevó a condenar prácticas tradicionales como la ablación del clítoris.

Anuncios

 

El alto clérigo chiíta Mohamed Husein Fadlalá (Nayaf, Irak, 1935) falleció este domingo a los 75 años de edad en un hospital de Beirut, tras ser ingresado el viernes por una hemorragia interna.

Fadlalá era considerado el primer guía espiritual del movimiento islamista proiraní Hezbolá, aunque nunca quiso ser presentado como su mentor.

El ayatolá era catalogado como terrorista por Estados Unidos, que lo relacionaba con atentados contra norteamericanos y occidentales que dejaron más de 206 muertos durante la guerra civil libanesa, entre 1975 y 1990.

Se le atribuye también el decreto religioso que desembocó en el atentado contra la embajada de Israel en Buenos Aires, en 1992, que dejó 22 muertos y 242 heridos.

“El enemigo ha dicho que su mano era larga. La de los combatientes ha sido más larga y ha llegado a la Argentina. Los combatientes burlaron la seguridad israelí “, declaró posteriormente en una entrevista.

Fadlalá abogó por un régimen islámico para Líbano y fue siempre un partidario de la revolución islámica iraní, así como de la lucha armada contra Israel.

Con el tiempo, el tono del ayatolá adoptó un tono más pragmático. Rechazó los llamados a la guerra santa de Osama bin Laden y los talibanes, a los que catalogó de secta.

 En 2005 condenó los ataques contra civiles tras los atentados perpetrados en la estación balnearia egipcia de Sharm el Sheij.

Fue además el fundador del partido Dawa, de primer ministro iraquí Nuri al Maliki, y se estima que fue su guía espiritual hasta el final.

En el plano teológico, Fadlalá tenía además la reputación de proponer interpretaciones audaces del Islam. Con sus fatwas prohibió la ablación del clítoris y autorizó a las mujeres a rezar con las uñas pintadas.

Por otro lado, en junio de 2009, en pleno debate sobre el velo integral (el burka) en Francia, acusó al presidente francés Nicolas Sarkozy de "oprimir a la mujer y de atacar su voluntad y su libertad de elección, al prohibirle escoger sus prendas".

 

 

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.