Saltar al contenido principal
Siria

Civiles huyen de los barrios rebeldes del este de Alepo

Una niña en un barrio de Alepo que ha sido objetivo de bombardeos, 17 de noviembre de 2016.
Una niña en un barrio de Alepo que ha sido objetivo de bombardeos, 17 de noviembre de 2016. REUTERS/Abdalrhman Ismail

Más de 400 civiles huyeron durante la noche del sábado de los barrios rebeldes del este de Alepo hacia una zona bajo control gubernamental, anunció este domingo el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

Anuncios

La huida de los civiles se produjo después de que el ejército sirio tomara el control de Massaken Hanano, el principal barrio de Alepo en manos de los rebeldes.

Este barrio fue el primero que los rebeldes conquistaron en verano de 2012, lo que llevó a la división de Alepo en un parte este, controlada por los insurgentes, y una zona oeste, en manos de las fuerzas gubernamentales.

Una parte de los habitantes de los barrios rebeldes de Haydariyé y Shaar se había trasladado a Massaken Hanano durante la noche, indicó el OSDH.

Esta reconquista, anunciada por la prensa oficial, podría significar un importante avance de las fuerzas del presidente Bashar al Asad en la ofensiva por retomar la segunda ciudad de Siria.

Según el OSDH, los combates siguieron en la madrugada del domingo entre fuerzas del régimen y grupos rebeldes en los barrios vecinos de Haydariyé y Sakhur.

Estas zonas también se vieron afectadas por disparos de obús de las fuerzas del régimen, indicó la oenegé.

La prensa oficialista se felicitó del “éxito” de las fuerzas gubernamentales y aseguró que seguirían avanzando este domingo.

El sábado, al menos 18 civiles murieron en ataques del régimen y disparos de artillería en varios barrios del este de Alepo. Desde que empezó la ofensiva, el 15 de noviembre, han muerto en esta zona 219 civiles, entre ellos 27 niños, según el OSDH.

Por su parte los rebeldes intensificaron el sábado sus disparos de cohetes contra los barrios este, donde mataron a cuatro civiles e hirieron a decenas de personas, según la misma fuente. En total 27 civiles, entre ellos 11 niños, murieron en la operación.

Más de 300.000 personas han muerto en este conflicto que empezó en 2011.
La conquista de Massaken Hanano, en el noreste de Alepo, forma parte de una ofensiva de envergadura que hoy entró en su 13º día y que podría aislar ese sector de la ciudad de las áreas que los rebeldes controlan en el sur.

Desde el 15 de noviembre, los bombardeos del régimen en el este de Alepo han acabado con la vida de 212 civiles, incluyendo 27 niños, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH), con sede en el Reino Unido.

Las fuerzas del régimen fueron penetrando en Massaken Hanano durante varios días y, el viernes, la televisión pública reportó que estaban progresando "desde tres ejes".
 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.