Saltar al contenido principal

Netanyahu busca un quinto mandato con Gantz en emboscada

El retrato de de Benjamin Netanyahu sobre el de su principal rival, Benny Gantz y sus aliados, el 7 de abril en Peta Kiva, Israël.
El retrato de de Benjamin Netanyahu sobre el de su principal rival, Benny Gantz y sus aliados, el 7 de abril en Peta Kiva, Israël. REUTERS/Nir Elias

Más de seis millones de israelíes votan este martes en unas cruciales elecciones legislativas que deciden si el primer ministro Benjamin Netanyahu seguirá dominando la política israelí o llegó la hora de Benny Gantz, candidato por primera vez.

ANUNCIOS

Por Daniel Blumenthal, corresponsal de RFI en Tel Aviv

En unas elecciones generales que se perfilan prácticamente empatadas, el Primer Ministro Benyamin Netanyahu aplicó toda su energía para convencer al electorado de otorgarle la jefatura del gobierno, por quinta vez, la cuarta consecutiva.

Netanyahu, contra quien pesan tres cargos por corrupción y soborno sujetos a audiencia preliminar, espera poder formar coalición de gobierno con las fuerzas religiosas y de la extrema derecha que puedan garantizar la aprobación de una ley retroactiva que prohíba juicios contra un primer ministro en funciones.

Lea también: Guía para entender las elecciones parlamentarias en Israel

Frente a él se presentan no uno sino tres ex comandantes en jefe del ejército, encabezados por uno de ellos, Benny Gantz, que en tres meses desde su aparición política al frente de un partido de centro, logró arrastrar tras de sí a todo ciudadano que quiere deshacerse de Netanyahu y crear un nuevo orden de respeto y unidad, después de años de división y sectarismo.

Cuando se den a publicidad los resultados oficiales de los comicios, el Presidente de Israel Reuven Rivlin oirá recomendaciones de los jefes de todos los partidos electos y otorgará al candidato más apoyado el mandato para formar gobierno.

La política israelí está dividida en bloques de centro izquierda y derecha. Los censos de opinión pronostican un empate entre los partidos de Netanyahu, el Likud y de Gantz, Azul y Blanco, alrededor de 30 diputados cada uno, aunque un mayor apoyo del bloque de derecha a Netanyahu.

Si Azul y Blanco obtiene por lo menos tres o cuatro bancas más que el Likud y Netanyahu no obtiene el apoyo de por lo menos 61 miembros de la Knesset, el Presidente Rivlin podrá otorgar el mandato a Gantz, quien deberá convencer a la mayoría a sumarse a su coalición.

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.