Saltar al contenido principal
Turquía

El fin de la hospitalidad turca con los refugiados sirios

Manifestación contra la política del Gobierno turco en materia de refugiados en Estambul, el 2 de agosto de 2019 en Estambul, Turquía.
Manifestación contra la política del Gobierno turco en materia de refugiados en Estambul, el 2 de agosto de 2019 en Estambul, Turquía. REUTERS/Murad Sezer

El gobernador de Estambul había dado como plazo hasta hoy 20 de agosto para que todos los refugiados sirios inscritos en otras provincias del país, pero que residen en Estambul, abandonen la ciudad.

Anuncios

Por nuestro corresponsal en Estambul, Andrés Mourenza.

Hoy vence el plazo de un mes dado por las autoridades turcas para que los refugiados sirios que no están registrados en Estambul abandonen la ciudad y se dirijan a las provincias donde están inscritos, pese a que las oenegés han pedido al Gobierno que dé más margen de tiempo para los traslados.

La decisión supone que muchas familias queden divididas ya que algunos de los miembros están registrados en Estambul y otros no, además de provocar que quienes están trabajando en la metrópolis turca deban abandonar sus empleos.

Pero el Gobierno turco ha decidido mostrarse más estricto ya que, asegura, Estambul está al límite de su capacidad. Se cree que en Estambul habita casi un millón de los tres millones y medio de refugiados sirios que residen en Turquía, pese a lo cual sólo la mitad tiene permiso para ello.

Este endurecimiento de las condiciones de residencia en Estambul ha ido acompañado de mayores controles a los barrios donde habitan sirios y de un aumento sin precedentes de las deportaciones de sirios a su país, en contravención de las normas internacionales que prohíben la devolución de solicitantes de asilo a un país en guerra.

Hay que buscar en la política local la razón de este cambio de política en un país que hace ocho años declaró que sus puertas estaban abiertas a quienes huían del conflicto en el país vecino.

Las recientes elecciones municipales dieron la victoria a la oposición en importantes ciudades y en algunos distritos de Estambul donde residen numerosos sirios. Y el partido del presidente Erdogan lo achaca al creciente sentimiento antisirio a medida que se ha profundizado la crisis económica que vive Turquía.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.