SUDAFRICA

La ola de violencia se extiende por Sudáfrica

Tienda saqueada en el centro de Johannesburgo
Tienda saqueada en el centro de Johannesburgo AP - Yeshiel Panchia

Los disturbios empezaron el viernes tras la condena al expresidente Zuma pero se han extendido a otras zonas del país por motivos distintos. En los barrios pobres de Johanesburgo, las restricciones por la tercera ola de covid han propiciado una situación explosiva para trabajadores con empleos precarios 

Anuncios

Cuatro días de violencia sin precedentes en Sudáfrica como afirmaba ayer por la noche el presidente del paìs, Cyril Ramaphosa. "Partes de nuestro país padecen desde hace varios días y noches actos de violencia pública, destrucción de propiedades y saqueos que pocas veces se han visto en la historía de nuestra democracia", afirmó el presidente en una intervención televisada a la nación.

Ramaphosa intervenía en televisión para intentar calmar una situación generada en su origen el viernes en las zonas zulúes del este del país de donde es originario el expresidente Jacob Zuma, que ingresó en prisión tras ser condenado a 15 años por desacato a la Justicia. Zuma fue declarado culpable porque no compareció ante la comisión que investiga corrupción estatal bajo su presidencia entre 2009 y 2018. A partir de ahí, los disturbios se extendieron a otraz zonas del país especialmente a los suburbios pobres de Johanesburgo por motivos económicos que no tienen conexión con la condena a Zuma. 

En estos barrios pobres, las restricciones por la tercera ola de covid que se impusieron durante el mes de junio afectan a pequeños empleos con los que sobreviven grandes bolsas de población. Según portavoces policiales, a esto hay que añadirle el oportunismo del pillaje y una presencia policial poco numerosa persiguiendo a los saqueadores de comercios. 

El centro de Johannesburgo presentaba en las ùltimas horas un aspecto desolador con ventanas rotas y coches quemados y con varios equipos de bomberos apagando distintos incendios.

En la ciudad de Pietermaritzburgo (este) los soldados patrullaban la zona del centro, donde las aceras estaban llenas de escombros y muchos comercios permanecían cerrados por precaución, incluidas las gasolineras, dijeron testigos a la AFP.

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas