BOLIVIA

Arrestan a la expresidenta Jeanine Áñez

La expresidente interina de Bolivia, Jeanine Áñez fue arrestada en Beni y trasladada a La Paz bajo fuerte custodia poicial.
La expresidente interina de Bolivia, Jeanine Áñez fue arrestada en Beni y trasladada a La Paz bajo fuerte custodia poicial. REUTERS - MANUEL CLAURE

La detención el sábado de la expresidenta de Bolivia Jeanine Áñez en el marco de una investigación sobre un presunto golpe de Estado contra Evo Morales en 2019 sorprendió a la oposición. La ONU y la Unión Europea hacen un llamado a la transparencia del proceso.

Anuncios

Con AFP

La expresidenta pudo escapar de las autoridades durante horas horas tras conocida la orden de detención en su contra. Pero finalmente fue arrestada el sábado en la ciudad de Trinidad, en el departamento amazónico del Beni, y trasladada a La Paz bajo escolta del ministro de gobierno (Interior) y de la policía.

Desde un cuartel policial en La Paz, la expresidenta remitió luego cartas a la Unión Europea (UE) y la Organización de Estados Americanos (OEA) para que envíen misiones de observadores al país para seguir este caso.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, consideró que es importante que se respeten "las garantías al debido proceso y haya una transparencia total en todos los procedimientos" del caso contra los ex integrantes del gobierno boliviano, según un comunicado de su portavoz.

Por su parte, el Alto Representante de la UE, Josep Borrell, expresó a su vez en Twitter que "las acusaciones por los hechos de 2019 deben resolverse en el marco de una justicia transparente y sin presiones políticas". De su lado, la influyente Conferencia Episcopal de Bolivia exigió en un comunicado "la inmediata puesta en libertad de los detenidos".

Áñez consideró su detención "un acto de abuso y persecución política" del gobierno del presidente Luis Arce, que la acusa "de haber participado en un golpe de Estado que nunca ocurrió" y en el marco de un proceso que "no tiene ni pies ni cabeza".

La Fiscalía de Bolivia emitió el viernes una orden de detención contra la expresidenta derechista y cinco de sus ministros, denunciados por los delitos de sedición, terrorismo y conspiración. Dos de ellos, Álvaro Coímbra, extitular de Justicia, y Rodrigo Guzmán, de Energía, fueron también detenidos en Trinidad y trasladados a La Paz.

La orden judicial partió de una denuncia presentada en diciembre por Lidia Patty, exlegisladora del gobernante Movimiento Al Socialismo (MAS, izquierda), de Morales.

Áñez reemplazó constitucionalmente a Morales tras su renuncia en noviembre de 2019 en medio de protestas después de unas elecciones calificadas de fraudulentas. Ejerció el gobierno hasta noviembre de 2020, cuando asumió el actual mandatario.

 

 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas