Estados Unidos

Un juez de California revoca la prohibición de las bodas gays

La prohibición de matrimonios homosexuales fue declarada inconstitucional en California.
La prohibición de matrimonios homosexuales fue declarada inconstitucional en California. © Reuters

El magistrado federal Vaughn Walker invalida así la Proposición Ocho, que en referéndum definió como matrimonio sólo la unión entre un hombre y una mujer. El caso, que acabará previsiblemente en la Corte Suprema, reaviva el enfrentamiento público entre los colectivos gays y las organizaciones conservadoras.

Anuncios

Un juzgado federal de Estados Unidos ha declarado ilegal la Proposición Ocho de la Constitución de California, aprobada en referéndum hace dos años y que declaró inconstitucional el matrimonio homosexual en ese Estado norteamericano. La población dijo no, pero el juez Vaughn Walker considera que prohibir casarse a dos personas, sean del sexo que sean, es incompatible con la Constitución, que garantiza el principio de igualdad.

De este modo, se abre de nuevo el camino para las uniones entre personas del mismo sexo en el estado gobernado por Arnold Schwarzenegger, donde ya se casaron 18.000 parejas gays en los meses en los que fue legal, en 2008.

Una decisión del Tribunal Superior de Justicia de California avaló la celebración de este tipo de uniones en junio de 2008, lo que desató una campaña de colectivos antigays que acabó elevándose a referéndum en noviembre de ese mismo año: un 52% de los californianos decidió que un matrimonio sólo podía ser formado por un hombre y una mujer. Tras un largo periplo de recursos judiciales, la decisión del juez Walker vuelve a reactivar un proceso que previsiblemente acabará en la Corte Suprema estadounidense.

El juez entiende que la Proposición Ocho crea dos tipos de ciudadanos ante la ley, cierto o no, lo que si se puede comprobar es que en torno a la cuestión se han formado dos bandos. Ayer, al conocerse la sentencia, el colectivo homosexual californiano se echó a la calle para celebrar la decisión del juez Walker.

Un centenar de personas mostraron su alegría en los aledaños de los tribunales de San Francisco, donde se emitió el veredicto, y el resto del movimiento gay estadounidense compartió su satisfacción: “Esta victoria es un hito”, dijo Lorri L.Jean, directora de la asociación L.A Gay & Lesbian Center, resumiendo el sentir general del colectivo.

Desde la Casa Blanca se comparte esa satisfacción. "El presidente (Barack Obama) se ha mostrado claramente en contra de la Proposición 8 (que vetaba los matrimonios homosexuales en California) porque cree que fomenta las divisiones y es discriminatoria. Él seguirá impulsando la igualdad de los gays, lesbianas, bisexuales y transexuales estadounidenses", ha informado en un comunicado.

Más sorprendente ha sido la congratulación del gobernador de California, el republicano Arnold Schwarzenegger, quien celebró la decisión judicial describiéndola como "un hito en el camino de Estados Unidos a la igualdad y la libertad para todos". "Para cientos de miles de californianos en hogares homosexuales que están llevando adelante su vida diaria, esta decisión afirma las completas protecciones y salvaguardas legales que creo todos merecen", agregó.

Pero la alegría y la tristeza va por bandos. Si en noviembre de 2008, los promotores de la prohibición celebraran con júbilo el resultado del referéndum, hoy se muestran apesadumbrados. "Es un golpe terrible", ha afirmado el presidente de la organización Save California, Randy Thomasson, quien dice velar por los niños y las familias. "El juez ha impuesto su propio orden homosexual a los electores, los padres y los niños de California". Sus colegas de Organización Nacional por el Matrimonio directamente que es la decisión de un “juez abiertamente gay”.

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas