Crisis del Canal

Ministra de fomento española viaja a Panamá para superar crisis

Anuncios

 El gobierno de Ricardo Martinelli en Panamá inició acercamientos con España e Italia para salir de la crisis desatada cuando un conglomerado formado por ambos países amenazó con suspender la ampliación del canal si no se le pagan en un plazo de 21 días 1.600 millones de dólares de sobrecosto surgido durante los trabajos.

Tras reunirse con diplomáticos de España e Italia, el presidente panameño, Ricardo Martinelli, anunció que la ministra española de Fomento, Ana Pastor, llegará este fin de semana a Panamá para mediar entre su gobierno y los empresarios del "Grupo Unidos por el Canal" (GUPC).

Martinelli recalcó que "Panamá, Italia y España tienen excelentes relaciones diplomáticas y comerciales. Los tres gobiernos quieren que la obra se concluya y se  corrija cualquier anomalía". El mandatario dijo que fue exitosa la reunión con el embajador español Jesús Silva y el encargado de negocios italiano
Massimo Tudini.

El GUPC está liderado por la constructora española Sacyr e integrado también por la firma italiana Impreglio, la belga Jan de Nul y la panameña Constructora
Urbana, y acusa a la ACP de supuestos incumplimientos del contrato.

 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas