Francia - América Latina Entrevista vídeo

"Francia considera hoy una prioridad los intercambios con América Latina"

Texto por: Orlando Torricelli
8 min

Nombrado el 14 enero de este año por François Hollande, enviado personal del Presidente de la República para América Latina y el Caribe, el ex presidente del senado Jean Pierre Bel ha sido uno de los artífices de un nuevo acercamiento de Francia hacia América Latina cuya mejor señal ha sido el viaje del primer mandatario a Cuba. Entrevista con Radio Francia Internacional.

Anuncios

Durante su visita a Colombia en 2013, el primer ministro Laurent Fabius insistió en la voluntad de Francia de reactivar relaciones con América Latina. ¿Porqué han decaído estos lazos ?

Creo que el ministro expresó claramente la voluntad francesa de tener una mirada nueva hacia América latina. Durante un período Europa, y Francia en particular, tuvo una mirada un tanto distante, pero no por desinterés, sino por inclinarse mas bien hacia Africa, lo que es normal teniendo en cuenta nuestra historia. También influyó el despertar de la China y la construcción europea, estabamos más inclinados hacia otras regiones del mundo y nuestras relaciones con América latina no eran suficientemente activas. Hoy consideramos los intercambios con América Latina como una prioridad, porque el mundo ha evolucionado y hay mucho que hacer con esa región con la cual tenemos fuertes lazos históricos. Muchos de esos países han tenido la influencia de la Revolución francesa, de la Declaración de los derechos humanos y sus Constituciones se han inspirado de los valores de la República francesa. El discurso del primer ministro Fabius y la voluntad del presidente Hollande se apoyan en esta realidad histórica.

¿Y cuales serían los ejes de esta nueva política ?

Existe una dimensión histórica, cultural y de la francofonía que para nosostros es un elemento esencial, en particular en los intercambios universitarios con los jóvenes de esos países que vienen a estudiar a París. Es un potencial importante para el futuro. Al mismo tiemo nuestra diplomacia económica es muy activa pero necesitamos conocer mejor esos países y darnos a conocer mejor. America Latina y el Caribe es una vasta región que cuenta con importantes ventajas. A pesar de algunas dificultades, es un continente en paz donde la democracia progresa, y goza de un crecimiento importante a pesar de que también han sufrido la crisis y la caída del precio de las materias primas. Eso nos lleva a tener ejes claros de confianza y buenas relaciones con esos países donde aún debemos darnos a conocer mejor.

Entrevista JPB

A comienzos de este año el presidente François Hollande lo nombró a usted enviado personal para América Latina y el Caribe. ¿ En que consiste esta misión ?

El presidente ha tenido en varias oportunidades la ocasión de expresar esta voluntad de darle un nuevo impulso a las relaciones con America Latina, pero aspiraba a pasar a una etapa superior. Cuando era presidente del Senado tuve la ocasión de crear lazos bastante estrechos incluso con algunos jefes de estado. Es este capital de simpatía y de relaciones humanas que, a pedido del presidente, pretendo hacer fructificar a título benévolo.

El viaje a Cuba del presidente Hollande ha sido descrito por los cancilleres Laurente Fabius y Bruno Rodriguez como 'histórico'. ¿Por que razón utilizan este calificativo ?

A veces se emplean términos grandilocuentes pero este no es el caso, se trata verdaderamente de un viaje histórico puesto que jamás un jefe de estado francés ha viajado a Cuba. Es la primera vez, incluso entre los jefes de estado europeos. Y Cuba en el plano geopolítico ocupa una posición crucial. También porque es la ilustración de lo que hemos tratado de construir desde hace años: relaciones de confianza entre países diferentes, con sistemas políticos distintos, pero comprometidos con el diálogo y el intercambio, estimando que cada pueblo debe elegir su propio sistema político.

¿Cuál es hoy el interés geopolítico y estratégico de Cuba ?

La historia de Cuba no comienza con la revolución de finales de los '50, es la lucha por la independencia, su relación con España y luego con los Estados Unidos, una relación compleja. Cuba se haya a solo 170 kilómetros de las costas norteamericanas, es algo que ha marcado la segunda mitad del siglo XX durante la llamada Guerra Fría. Hoy todo eso ha quedado atrás. Para los países de la región Cuba es una etapa obligada, sea cual sea la sensibilidad política, desde los progresistas hasta aquellos que tienen una sensibilidaed política diferente. Para todos ellos no es posible excluir a Cuba, los norteamericanos han practicado y continúan haciéndolo, una política de discriminación con el embargo de ese país, lo que plantea un problema al conjunto de los países latinoamericanos. En América Latina nos encontramos con países que desean avanzar y hay que tener en cuenta lo que nos dicen, hay que tenerlos en cuenta si queremos que ellos nos tengan en cuenta a nosostros.

jpb extrqcto 02

Si bien acaban de anunciar un cambio de rumbo, los Estados Unidos han conducido otra política hacia Cuba...

Respecto a Cuba, Estados unidos ha tenido durante un largo período una relación ambigua, considerando ese país como periférico y utilizable según su voluntad, manteniendo incluso relaciones con un régimen corrompido que causó mucho dolor a los cubanos en el período de Batista. Basta con mirar un mapa y ver donde está situado Cuba, en el golfo de México, prácticamente en medio de vías de comunicación interiores, para comprender que es un viejo problema. Lo que sorprende es la actitud de los norteamericanos durante todo ese período. Que hayan tenido que esperar el extraordinario y lúcido discurso de Obama, en diciembre 2014, para darse cuenta de que esa política que en el fondo consistía a esperar que el pueblo fuera tan desgraciado que derrocaría al régimen, era una política absurda, incoherente y que no daba ningún resultado.

Francia en cambio a liderado una posición diferente...

Hay que recordar que hubo un endurecimiento de la política norteamericana a comienzos del 2000, seguida por los europeos, producto de serios problemas en Cuba en 2003. Surgió así la “Posición común” que incluía sanciones hacia Cuba, pero rápidamente los franceses se dieron cuenta de que no era el buen camino para conseguir mayores avances democráticos. Y los mandatarios que precededieron a Hollande comenzaron a hacer oír una voz diferente. Francia siempre quizó salir de esta situación y con la elección de François Hollande fue aún mas claro, fuimos los únicos dentro de la UE en cuestionar lo que nos parecía anormal de la “Posición Común” y buscando relaciones normales con Cuba. Por eso el canciller cubano Bruno Rodriguez agradeció la posición francesa. Cuba busca abrirse y ha retomado el diálogo con los Estados Unidos pero también quiere incluir a Europa y naturalmente Francia.

¿Cuál es la visión que tiene hoy el gobierno francés de América Latina ?

América Latina es un conjunto de países con organismos de integración fuertes como CELAC y al mismo tiempo es una región que tiene características diferentes. Se habla de Brasil y Argentina que económicamente evolucionan a cierto nivel, también podemos hablar de Colombia que ha superado a Argentina y países como Bolivia, Perú o mas pequeños como Paraguay, Uruguay o Chile, con indicadores económicos que podrían darnos celos. Están movidos por fuertes convicciones en el plano ideológico y al mismo tiempo son muy pragmáticos. Francia es muy escuchada y querida, pero hay que mantener, alimentar y actualizar esta relación. Para muchos actores, América Latina es un mercado, y pienso en China puesto que ya lo hemos visto en Africa. Estados Unidos ha adoptado actitudes dogmáticas como en el caso de Cuba y se ha cerrado muchas puertas. Siento que los países latinoamericanos tienen una relación privilegiada con nosostros puesto que hablamos el mismo lenguaje, nos respetamos recíprocamente y no venimos como predadores.

¿Cuáles serían los próximos pasos de esta nueva diplomacia ?

El primer ministro Manuel Valls viajará próximamente a Colombia y a Ecuador, también encontraremos a la mayor parte de los jefes de estado con ocasión de la próxima Cumbre en Bruselas Unión Europa- CELAC a mediados del mes próximo. Pienso que para el presidente sera una gran oportunidad y que ofrece multiples posibilidades. Desde que ocupo esta misión he encontrado muchos dirigentes de grandes grupos industriales que están muy interesados en acompañar el desarrollo de esos países en el plano de las infraestructuras, la defensa, el desarrollo urbano, y tambien pequeñas y medianas empresas que para algunas han encontrado una ocasión de relanzar sus actividades.

¿Podríamos decir que de cierta manera Francia redescubre hoy América Latina ?
Sí, porque durante un largo período teníamos una mirada distante, preocupados más por nuestro ombligo europeo. Ahora empezamos a entender que no está solo Brasil o Argentina, que es un conjunto más complicado. Queremos trabajar junto a los países que desean vincularse con Europa y no solo con Norteamérica. Es una suerte para nosostros  tener valores e historia comúnes. Es el momento para América Latina y la visita de Hollande es la señal de que se abre un nuevo camino, y creo que vamos a vivir momentos muy diferentes en nuestras relaciones.
 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas