Saltar al contenido principal
China/Hong Kong

Los manifestantes mantienen la presión sobre Pekín

Los manifestantes ocupan las calles de Hong Kong, el 30 de septiembre de 2014.
Los manifestantes ocupan las calles de Hong Kong, el 30 de septiembre de 2014. REUTERS/Carlos Barria
Texto por: RFI
3 min

Por segunda noche consecutiva, los militantes de "Occupy Central" volvieron a las calles de Hong Kong para exigir pacíficamente que el poder central chino conceda las reformas políticas prometidas. Esta vez, la policía se mantuvo a distancia de los activistas. Pekín transmite su "total" apoyo al gobierno de la ex colonia británica. Se espera que el movimiento prodemocracia recobre fuerza este miércoles y jueves, que son días feriados. 

Anuncios

El movimiento de protesta “Occupy Central” contra Pekín, que tomó las calles el pasado viernes, continuó pasada la madrugada del martes con nuevas manifestaciones callejeras pacíficas en el corazón de Hong Kong.

Pese a los reiterados llamados del Ejecutivo de la ex colonia británica a que cesen las manifestaciones, los activistas parecen determinados a proseguir con su reclamo contra la decisión de Pekín de conceder el sufragio universal para la elección del jefe del Ejecutivo en 2017 pero reservándose el control de las candidaturas.

En la noche del lunes al martes, decenas de miles de manifestantes volvieron a los barrios cercanos a la sede del Gobierno. Frente a ellos, la policía mantuvo distancia, a diferencia de la represión con gases lacrimógenos y gas pimienta llevada a cabo el domingo por las fuerzas del orden.

Por su parte, el jefe del Ejecutivo de Hong Kong instó este martes a Occupy Central, el principal movimiento prodemocracia, a cesar de "inmediato" al movimiento y permitir que la ciudad recobre un funcionamiento normal.

"Los fundadores de Occupy Central dijeron en varias ocasiones que si el movimiento se volvía incontrolable, pedirían su cese. Les pido ahora que respeten su compromiso y pongan fin inmediatamente a su campaña", declaró LeungChun-ying, que hablaba por primera vez desde los incidentes del domingo.

La respuesta de Occupy Central fue tajante. "Si Leung Chun-ying anuncia su dimisión, esta ocupación cesará, al menos provisionalmente", retrucó su cofundador, Chan Kin-man, en conferencia de prensa.

Entretanto, Pekín manifestó este martes su "total" apoyo al gobierno de Hong Kong frente a las manifestaciones.

"Apoyamos completamente al gobierno de la región autónoma especial de Hong Kong para tratar este problema", declaró la portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores chino, Hua Chunying.

"Nos oponemos a todas las acciones ilegales en Hong Kong", subrayó.

Para los analistas, las próximas 48 podrían mostrar toda la magnitud de la protesta, puesto que el miércoles y jueves son días festivos en Hong Kong.

 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.