Acuerdo de paz en Colombia cumplirá estándares internacionales, afirma Santos

Anuncios

Washington (AFP)

El presidente colombiano Juan Manuel Santos subrayó este miércoles en Washington que el acuerdo de paz que negocia con las FARC cumplirá con los estándares internacionales de justicia, rechazando las críticas sobre impunidad.

"Estamos deteniendo la fábrica de violaciones a los derechos humanos, que es la guerra, y al mismo tiempo cumpliendo con los estándares mínimos", dijo Santos en una conferencia en el Wilson Center, un centro de análisis en la capital estadounidense.

"Hemos sido muy cuidadosos en la discusión del elemento de justicia en las negociaciones de cumplir con los estándares internacionales", apuntó el mandatario.

El gobierno colombiano y las FARC lograron en diciembre un acuerdo sobre justicia transicional para castigar a los responsables de los delitos de lesa humanidad durante el conflicto armado que sacude el país suramericano desde hace medio siglo.

Ambas partes se comprometieron a suscribir el acuerdo de paz antes del 23 de marzo.

"No hay impunidad, los máximos responsables pasarán por el sistema de justicia para ser juzgados, condenados y sancionados", explicó Santos. "La parte de impunidad estará resuelta", apuntó.

Las declaraciones del presidente colombiano parecen una respuesta directa a la organización estadounidense Human Rights Watch (HRW), que en un informe de 63 páginas denunció el acuerdo como una "piñata de impunidad".

"Algunos defensores de derechos humanos dicen que esto no es suficiente, pero ésta es precisamente esas situaciones donde buscas la máxima cantidad de justicia para permitir la paz", señaló Santos, quien habló en inglés.

"Hicimos el acuerdo de manera correcta. Tenemos suficiente justicia para cumplir con todos los estándares internacionales y al mismo tiempo permitirnos la paz", aclaró.

En Washington, Santos se reunirá con el presidente Baraca Obama el jueves en la Casa Blanca para discutir la reformulación de la asistencia estadounidense al postconflicto en Colombia.

"Espero que Estados Unidos, que fue un gran socio en llevar el conflicto a su fin, pueda ser un gran socio en la construcción de la paz", dijo Santos.

De su lado, el representante de la ONU Fabrizio Hochschild sostuvo que, el beso entre el expresidente colombiano Álvaro Uribe, principal crítico del proceso de paz para acabar con medio siglo de conflicto armado, y la exsenadora izquierdista Piedad Córdoba, muestra que "la reconciliación sí es posible".

Uribe y Córdoba, quienes no han ocultado sus diferencias políticas en el pasado, se encontraron el martes en Riohacha (Guajira, noreste), durante las fiestas patronales de la Virgen de los Remedios. "Estás bonita, como quinceañera", le dijo el exmandantario a la exsenadora, famosa por lucir coloridos turbantes, antes de saludarla.

"Creo que (el beso) es emblematico de la paz", afirmó Hochschild al comentar la foto publicada por el diario El Tiempo.

Desde La Habana en tanto, el líder de las FARC Pastor Alape, consideró que Estados Unidos debería ayudar a financiar la paz que está por concretarse con la guerrilla, tras "fracasar" con el Plan Colombia que lanzó hace 15 años para combatir las drogas y los grupos rebeldes.