Saltar al contenido principal

Argentina frena satélite Arsat-3 a la espera de fondos

2 min
Anuncios

Buenos Aires (AFP)

El gobierno argentino pospuso la construcción del satélite Arsat-3, cuyo lanzamiento estaba pautado para octubre de 2019, mientras impulsa la comercialización del satélite anterior y busca créditos internacionales, admitió el martes la empresa.

Rodrigo de Loredo, presidente de la empresa estatal Satélites Arsat, dijo que el gobierno de Mauricio Macri suspendió la construcción por falta de fondos para su construcción, pero aclaró que "no es un freno (al plan satelital) sino una revisión del plan de negocios de la anterior gestión".

Según De Loredo, estaba previsto que el financiamiento de Arsat3 se origine en la comercialización de Arsat-2, la cual "está en cero y prácticamente no está siendo utilizada", dijo a radio Del Plata.

Su antecesor al frente de Arsat, Matías Bianchi, se dijo "sorprendido" por la decisión del gobierno de Macri y sostuvo que al término de su gestión, Arsat-2 "ya tenía firmados contratos por cerca del 30% de su capacidad y había un plan para llegar al 80% en 2017.

El satélite Arsat-2, el segundo geoestacionario diseñado y construido en Argentina, fue lanzado con éxito al espacio el 30 de septiembre del año pasado por el cohete europeo Arianne 5 desde el puerto espacial de Kourou, en la Guayana francesa.

La empresa Arsat, dedicada a brindar servicios de telecomunicaciones fue creada en 2006, durante el gobierno del expresidente Néstor Kirchner (2003/2007) y su desarrollo continuó durante la siguiente administración de Cristina Kirchner (2007/2015).

La construcción del Arsat-3 tiene un costo estimado en 214 millones de dólares y tenía prevista la fecha de lanzamiento en octubre de 2019, precisó De Loredo quien no pudo precisar cuándo se iniciará su construcción.

Según el presidente de la empresa, seguir adelante con el plan sin resolver el financiamiento significaría que "en el marco de una escasez de recursos, se reorienten fondos de políticas sanitarias y hospitalaria, de seguridad o educación".

De Loredo agregó que Arsat ya ha notificado a la empresa estatal Invap, constructora del satélite, y a otros proveedores internacionales como el grupo Thales y el lanzador francés Arianespace.

También afirmó que desde que asumió en la empresa, se pusieron en marcha "los trámites burocráticos necesarios" para comercializar el Arsat-2 en todos los países americanos, mientras que "a la par se está avanzando en instancias de financiamiento externo", con organismos multilaterales de crédito, agregó.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.