El grupo PRISA, editor de El País, volvió a sufrir pérdidas en el 3er trimestre

Anuncios

Madrid (AFP)

El grupo español PRISA, editor del diario El País, anunció este miércoles una pérdida de 68,9 millones de euros en el tercer trimestre, poco después de conocerse la partida próxima de su actual presidente, Juan Luis Cebrián.

Tras la ganancia de 13,9 millones de euros registrada en el primer semestre, el resultado comunicado devuelve a terreno negativo las cuentas de PRISA.

En estos tres trimestres de 2017, el grupo propietario del diario El País, el deportivo As, la radio Cadena SER o la colombiana Radio Caracol acumula una pérdida de 55 millones de euros.

En detalle, los ingresos de PRISA cayeron un 16,8% interanual en su filial de educación, la editorial de libros de texto Santillana, muy extendida en España y Latinoamérica y que no obstante sigue siendo líder en casi todos los países donde opera.

En España en particular las ventas se resintieron de la ausencia de novedades, según el comunicado.

Igualmente cayeron en el trimestre los ingresos en radio (un 5,6% interanual) y en prensa (un 7,1%).

Los ingresos del grupo sumaron globalmente 317,4 millones de euros en el período, un 11,4% menos que en el mismo trimestre de 2016. El acumulado en los nueve meses es de 893,6 millones, un 0,4% menos en términos interanuales.

Por otro lado, el EBITDA ajustado alcanza los 195 millones de euros en lo que va de año y mejora un 2,5% respecto a los nueve primeros meses del año pasado.

La deuda bancaria, en tanto, bajó un 5,8% entre junio y septiembre, pero se mantiene en un nivel elevado: 1.454 millones de euros. En 2018, el grupo afronta unos vencimientos cercanos a los 900 millones de euros.

Todos estos resultados se comunicaron tras el cierre de la sesión en la bolsa de Madrid, donde la acción del grupo terminó con una subida de 3,94%, en 2,64 euros.

Poco antes, Juan Luis Cebrián, cofundador del diario El País en 1976 y presidente de PRISA desde julio de 2012, había anunciado su partida el próximo 31 de diciembre, proponiendo como sucesor a su actual vicepresidente, Manuel Polanco.

Muchos accionistas le reprocharon en los últimos tiempos los malos resultados acumulados por la empresa. El pasado año perdió 67,9 millones de euros, y desde su llegada a la presidencia, la acción perdió en bolsa un 73% de su valor hasta este miércoles.