Saltar al contenido principal

Uttar Pradesh, el Estado clave en las elecciones en India

3 min
Anuncios

Varanasi (India) (AFP)

Si Uttar Pradesh fuera un país, sería uno de los más poblados del mundo. Este estado pobre del norte de India, que alberga a un crisol de 200 millones de habitantes, es una de las claves políticas y el mayor premio de las elecciones indias que terminan el domingo.

Uttar Pradesh (UP) tiene 80 escaños, más que cualquier otro estado, y en la elección de 2014, el partido nacionalista del primer ministro Narendra Modi, Bharatiya Janata Party (BJP), consiguió 71 de ellos.

Ello permitió darle al BJP una cifra récord de 282 escaños, sobre un total de 545 diputados en el parlamento, avasallando al tradicional Partido del Congreso, que se hundió a un cifra récord de 44, y obtuvo solamente dos en UP.

"Para triunfar en (la capital) Delhi, necesitas tener muy buen resultado en UP", explica a la AFP Ashok Upadhyay, analista político de la Universidad Banaras Hindu.

Muchos expertos atribuyen aquel éxito electoral del BJP a la fragmentación de la oposición y la movilización de diversos grupos de castas en favor de Modi y sus llamados religiosos.

UP, que le ha dado a India nueve primeros ministros, se halla en el centro del norteño cinturón donde se habla hindi --uno de los idiomas oficiales del país--, que agrupa a una tercera parte de la población total india (de 1.300 millones de personas). En esta región se fraguó gran parte del apoyo al partido BJP.

- Taj Mahal-

Esta región mediterránea, que alberga al Taj Mahal y tiene más o menos el tamaño de Gran Bretaña, es una verdadera caldera de religiones y castas, donde paradójicamente se está gestando una alianza anti-Modi.

Está integrada por un lado por el Bahujan Samaj Party (BSP), dirigido por Mayawati Kumari, conocida como "Dalit Queen", apoyada por las castas más bajas que la ayudaron a convertirse cuatro veces en en ministra-jefe de UP.

Mayawati se ha unido a su antiguo enemigo jurado, el Samajwadi Party (SP), liderado por otro exjefe de gobierno regional, Akhilesh Yadav, así como al más pequeño Rashtriya Lok Dal (RLD).

"Nuestro objetivo es derrotar al BJP y que toda la oposición esté unida", afirmó a la AFP la portavoz del SP, Vandana Singh.

El BJP se muestra no obstante confiado pero los analistas afirman que el partido gubernamental va a perder apoyos en UP.

Sin embargo, hay un duelo personal en Uttar Pradesh entre Modi y Rahul Gandhi, de 48 años, líder del Partido del Congreso, que espera convertirse en el cuarto miembro de la venerable dinastía Gandhi-Nehru en convertirse en primer ministro.

- El precio político -

En la ciudad de Varanasi, en UP, donde los hindúes son incinerados en los márgenes del santo río Ganges, la popularidad de Modi, de 68 años, no tiene parangón.

La gente del lugar lo elogia por sus esfuerzos en desarrollar la ciudad, pero no todos están de acuerdo con su planes urbanísticos, que han acabado con numerosas viviendas antiguas.

"Hay gente de Uttar Pradesh que está enojada con Modi, y creo que tanto Modi como el BJP van a pagar el precio político de ello", asegura Santosh Singh, el propietario de un restaurante en Varanasi.

"BJP ya no es el partido del pueblo, es sólo (el de) Modi", agrega a la AFP.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.