LIBIA/MAURITANIA

¿Quién juzgará al ex efe de los espías libios?

Abdalá al Sanusi, ex brazo derecho de Kadafi, detenido en Mauritania el 17 de marzo de 2012.
Abdalá al Sanusi, ex brazo derecho de Kadafi, detenido en Mauritania el 17 de marzo de 2012. REUTERS

Tres jurisdicciones se disputan el juzgamiento del coronel Abdalá al Sanusi, ex jefe de los servicios de inteligencia libios. Tras arrestarlo en el aeropuerto de Nouakchott, las autoridades de Mauritania deben decidir a dónde extraditarán al ex jefe del espionaje militar de Kadafi, reclamado por la Corte Penal Internacional (CPI), el nuevo gobierno de Libia y Francia.

Anuncios

El enigma sobre el paradero de uno de los hombres mas fieles a Kadafi quedó resuelto este sábado cuando los servicios de seguridad de Mauritania lo capturaron en el aeropuerto de la capital, al bajarse de un avión de Royal Air Maroc, proveniente de Casablanca. El interrogante que se plantea ahora y que las autoridades de Mauritania deben resolver es a dónde debe ser enviado el ex jefe de los servicios de inteligencia libios, uno de los órganos de represión más poderosos y eficaces de la época de Muamar Kadafi, según la Corte Penal Internacional (CPI).

En principio, sería el Tribunal Internacional de la Haya el encargado de enjuiciar a este pilar del derrocado régimen libio y ex cuñado de Kadafi teniendo en cuenta que la CPI lanzó, en junio pasado, una orden de arresto internacional en su contra acusándolo de haber cometido crímenes contra la humanidad desde que comenzaran las revueltas contra Kadafi, a mediados de febrero del 2011. Al Sanusi habría actuado por intermedio del aparato de Estado libio y las fuerzas de seguridad, explica la CPI en su orden de arresto.

Pero el nuevo gobierno libio considera que son los tribunales de su país los que deben, mediante “un proceso justo”,  juzgar a al Sanusi tanto por los delitos cometidos durante la represión contra los rebeldes libios como por su responsabilidad en la matanza de unos 1.200 presos políticos, perpetrada en 1996 dentro de la cárcel de Abu Salim de Trípoli. En ese sentido y tras conocerse la noticia de su captura, el Consejo Nacional de Transición confirmó este sábado haber pedido en extradición al ex jefe del espionaje militar libio.

En este intríngulis jurídico hay un tercer interesado en llevar a los tribunales a coronel al Sanusi. El gobierno francés hizo saber que lo pedirá en extradición para enjuiciarlo por su responsabilidad en uno de los peores atentados que haya sufrido el país: la voladura del avión DC10 de la compañía Uta que en 1989 causó la muerte a 170 personas, entre ellas 54 franceses.  Paris apoya esta solicitud en la orden de arresto emitida contra al Sanusi en 1999, después de que la justicia francesa lo juzgara en ausencia por dicho ataque. Un atentado por el que, años después, Muamar Gadafi indemnizó a las familias de las víctimas con 170 millones de dólares.

 

 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas