Saltar al contenido principal
Carrusel de las Artes

Jean Genet, el irresistible provocador

Audio 05:44
Jean Genet, 1910-1986.
Jean Genet, 1910-1986.
Por: María Carolina Piña
8 min

El autor de piezas como “Las criadas” y “Los Negros” es recordado este viernes en Francia al conmemorarse tres décadas de su muerte.

Anuncios

Jean Genet tenía lo necesario para ser una molesta figura en la Francia de los años 50: delincuente, convicto, poeta homosexual y travesti, interesado en la mafia, la adicción a las drogas y las múltiples encarnaciones del mal. Un rebelde absoluto y autor de novelas donde se exaltaba la perversión, y de un teatro radicalmente antiburgés.

Jean-Paul Sartre fue uno de sus protectores, lo llamó "San Genet, actor y mártir", en una extensa biografía de corte existencialista que le dedicó. Jean Cocteau de su lado lo consideró un genio de su tiempo, mientras que el católico François Mauriac lo tildó de "autor basura".

Lo cierto es que en la actualidad, las piezas de teatro de Jean Genet, la parte más conocida de su obra, son de las más representadas en Francia y el mundo: “Las criadas”, “Los Negros”, “El Balcón”, “Los biombos” son algunas de sus obras más difundidas y traducidas en distintas lenguas, y en donde Genet exploró también sus temáticas predilectas.

“En su momento, Genet fue un gran provocador, homosexual, desde los márgenes de la sociedad. Jugó mucho con la moralidad y la inmoralidad. La perversión y el mal fueron temas centrales de su obra, pero porque él los vivió de una forma muy contemporánea, desde la provocación y la adicción. Hay en él una especie de arrogante locura que sigue fascinando, incluso a los escritores de hoy”, explicó a RFI Brigitte Leguen, especialista de literatura francesa en la Universidad Nacional de Educación a Distancia de Madrid.

Genet abordó también otras temáticas más sociales o relacionadas con la actualidad de su época, como el tema de las cárceles, lugar que conoció en varias ocasiones. Así mismo, dice Leglen, el tema de los campos de refugiados y de la causa Palestina. No fue precisamente un autor militante, pero reaccionó a los asuntos de su tiempo, agregó la especialista.

Los que admiran a Genet, destacan así mismo la elegancia de su estilo, y el exquisito manejo del lenguaje, algo sorprendente si se considera que fue un verdadero autodidacta.

Jean Genet murió en París, el 15 de abril de 1986, afectado por un cáncer de garganta. Está enterrado en Marruecos, junto a su compañero Abdallah Bentaga, quien se suicidó poco tiempo antes.

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.