Saltar al contenido principal
Inmigración

Gran Bretaña da otro paso para cerrar sus fronteras

David Cameron y Theresa May, el 4 de junio pasado, en Umbria. Entre los dos se encargarán de restringir más el acceso a quienes deseen instalarse en Inglaterra.
David Cameron y Theresa May, el 4 de junio pasado, en Umbria. Entre los dos se encargarán de restringir más el acceso a quienes deseen instalarse en Inglaterra. Reuters
Texto por: RFI
2 min

El Reino Unido empezará a limitar la cantidad de inmigrantes extra comunitarios que busquen instalarse en su territorio. La medida empezará a regir el próximo mes. Hasta abril de 2011 sólo 24.100 trabajadores serán admitidos. Es el cinco por ciento de los que lo lograron durante el mismo periodo el año pasado.

Anuncios

La titular de la cartera Theresa May anunciará la medida este lunes junto con una consulta acerca del límite anual. Recortarlo fue fue parte del acuerdo entre los conservadores del nuevo Primer Ministro David Cameron y los liberal demócratas luego de las elecciones de mayo último. El propio Cameron, en su plataforma de campaña había afirmado que quería un recorte en esas cifras “como era en los noventas, cuando los que entraban eran decenas de miles, no cientos de miles”.

Una fuente del Home Office (el Ministerio del Interior) trató de aclarar: “No se trata de cortar, si no de prevenir una gran afluencia”. La medida no afectará a deportistas de elites y artistas que lleguen de gira y no habrá restricciones para los empleados de compañías que quieran instalarse en Inglaterra.

Durante 2008, la cantidad de inmigrantes (incluidos los de la UE) fue de 163 mil. El año anterior fueron 233 mil quienes se mudaron a las Islas para empezar una nueva vida.

La reacción británica contra los inmigrantes viene en aumento. Este martes, las autoridades británicas anunciaron que los inmigrantes extraeuropeos que deseen reunirse con su pareja o casarse en el Reino Unido deberán superar un examen de inglés elemental obligatorio a partir del próximo otoño (boreal).

La nueva regla se aplicará a todas las personas que soliciten un visado desde el extranjero o en el mismo país, estén casadas, unidas por un contrato civil, prometidas, en parejas de hecho o del mismo sexo. "Creo que ser capaz de hablar inglés debe ser un pre-requisito para cualquiera que desee instalarse aquí", declaró la ministra May, precisando en un comunicado que esta medida "contribuirá a promover la integración, eliminar las barreras culturales y proteger los servicios públicos".

 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.