Saltar al contenido principal
espaÑa

Manifestantes exigen referendo sobre las políticas del gobierno

Los manifestantes llevaban carteles de protesta contra las medidas impuestas por el gobierno.
Los manifestantes llevaban carteles de protesta contra las medidas impuestas por el gobierno. © Reuters
Texto por: María Carolina Piña
2 min

Bajo el lema “Quieren arruinar al país” decenas de miles de personas salieron a las calles de Madrid para protestar contra las políticas de austeridad y pedir un referendo sobre las medidas anticrisis de Mariano Rajoy

Anuncios

Las quejas no faltaron este sábado. Desempleo masivo, reducción de salarios, recortes en los servicios públicos, aumento de los impuestos, posibilidad de un nuevo rescate europeo que generará más austeridad. Decenas de miles de personas venidas de todas las regiones de España, se dieron cita en Madrid para protestar contra las medidas decididas por el gobierno para frenar la crisis.

El centro de la capital española se convirtió en un río de banderas rojas y blancas - colores de los principales sindicatos- así como de pancartas que llevaban una sola y explícita palabra: NO.

La marcha llegó hasta la céntrica Plaza Colón en lo que fue una de las muestras de hastío más concurridas de los últimos meses.

Pero el disgusto se asoció a un claro ultimátum que lanzaron Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo, líderes de Unión General de Trabajadores (UGT) y Comisiones Obreras (CCOO), organizaciones que llamaron a esta protesta. Ambas centrales advirtieron al presidente del gobierno, Mariano Rajoy, que si no acepta un referéndum sobre los recortes se convocará una segunda huelga general. Esta amenaza fue apoyada por el resto de colectivos que forman la llamada Cumbre Social y convocantes de la Manifestación 15-S.

“La llave de la huelga general la tiene el presidente del gobierno. Llegaremos tan lejos como el gobierno quiera llegar”, anunció Toxo mientras algunos sectores hacían pública otra reivindicación: “¡Rajoy, dimisión! ¡Elecciones ya!”

Desde su llegada al poder, Mariano Rajoy ha anunciado un paquete de impopulares medidas: la supresión de las primas de navidad para los funcionarios, el aumento de los impuestos y del IVA (impuesto al valor agregado), así como la reducción de las indemnizaciones por desempleo. Todo esto con el objetivo reducir el déficit público, que alcanzó el 8,9% del PIB en 2011, a 6,3% este año, 4,5% en 2013 y 2,3% en 2014.

Pero todos estos esfuerzos podrían no ser suficientes para España, país que podría solicitar a sus socios europeos un rescate financiero global, que implicaría medidas de austeridad aún más fuertes.

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.