Saltar al contenido principal
REINO UNIDO

Covid-19: El gobierno británico lanza un plan de lucha contra el sobrepeso

Según las estadísticas oficiales, casi dos tercios de los adultos británicos están por encima de un peso considerado saludable.
Según las estadísticas oficiales, casi dos tercios de los adultos británicos están por encima de un peso considerado saludable. Getty/Rick Elkins

El primer ministro británico Boris Johnson lanza una campaña para luchar contra el sobrepeso en Reino Unido. Un estudio de las autoridades sanitarias acaba de revelar que las personas obesas tienen un 40% más de riesgo de morir por coronavirus.

Anuncios

Desde antes de la cuarentena obligatoria por la Covid-19, los médicos venían advirtiendo a sus pacientes y al gobierno que la obesidad estaba convirtiéndose en una peligrosa epidemia en Reino Unido. Los más de 100 días de aislamiento obligatorio aceleró este problema dejando con un preocupante sobrepeso a muchos en este país.

La obesidad es uno de los grandes desafíos que enfrenta Reino Unido si se tiene en cuenta que el 63% de los adultos tiene sobrepeso u obesidad, y uno de cada tres niños termina la escuela primaria con problemas de sobrepeso.

Medidas y recomendaciones

A través de un comunicado, el titular del Ministerio de la Salud, Matt Hancock, ha anunciado la estrategia del gobierno para combatir el sobrepeso. Incluye, entre otras cosas, la prohibición de anuncios publicitarios en televisión o en portales en línea relacionados con comida chatarra antes de las 9 de la noche, y el fin de las populares promociones de “COMPRE UNO Y LLEVE DOS” de comida no saludable alta en grasa, azúcar o sal.

Igualmente, el número de calorías de cada plato deberá aparecer en el menú para ayudarle al cliente a escoger comida más saludable. De la misma manera, las bebidas alcohólicas deberán muy pronto revelar su lista escondida de calorías liquidas.

La campaña también invita a los médicos de cabecera a prescribir actividades físicas a los pacientes como montar en bicicleta, un ejercicio que en todo caso ha aumentado en popularidad en Inglaterra ya que muchos prefieren desplazarse en bicicleta o a pie para evitar tomar buses o trenes por miedo a contagiarse de la Covid-19.

El gobierno estima que los tratamientos para los problemas de obesidad le cuestan al servicio nacional de salud cerca de 6.500 millones de euros al año.

 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.