Francia

‘Mein Kampf’ regresa a las librerías francesas en una edición crítica

Foto de archivo del 11 de diciembre de 2015 en la que se exponen difFoto de archivo del 11 de diciembre de 2015 en la que se exponen diferentes ediciones del "Mein Kampf" de Adolf Hitler en el Instituto de Historia Contemporánea de Múnich.erentes ediciones del "Mein Kampf" de Adolf Hitler en el Instituto de Historia Contemporánea de Múnich.
Foto de archivo del 11 de diciembre de 2015 en la que se exponen difFoto de archivo del 11 de diciembre de 2015 en la que se exponen diferentes ediciones del "Mein Kampf" de Adolf Hitler en el Instituto de Historia Contemporánea de Múnich.erentes ediciones del "Mein Kampf" de Adolf Hitler en el Instituto de Historia Contemporánea de Múnich. AP - Matthias Balk

La editorial francesa Fayard anunció la publicación el 2 de junio de su edición crítica de "Mein Kampf", el manifiesto de la ideología racista y antisemita de Adolf Hitler. Los beneficios económicos obtenidos de la venta del texto serán donados a la Fundación Auschwitz-Birkenau.

Anuncios

Las librerías francesas recibieron el pasado lunes 17 de mayo un correo de la reconocida editorial francesa Fayard explicando la próxima publicación, el 2 de junio, del Mein Kampf (Mi lucha) de Adolf Hitler. La distribución del texto, dice el correo obtenido por la agencia, será realizada sólo a las librerías que lo pidan.

Bajo el título Historizar el mal, una edición crítica de Mein Kampf, el libro tendrá un costo de 100 euros. La editorial afirma que “la Fundación Auschwitz-Birkenau, encargada de preservar el campo de concentración y exterminio, recibirá los derechos de autor a partir del primer ejemplar vendido y todos los beneficios que puedan obtenerse de la venta".

“¿Debemos volver a publicar una obra maldita que, según la opinión general, es un tejido de horrores y locuras? ¿Para qué? ¿Para quién?”, se pregunta el diario francés Le Figaro.

"Prohibir un libro que, de todas maneras, se cae de las manos a las pocas páginas por su inanidad, no tendría sentido, porque los aficionados siempre podrán conseguirlo”, dice a Le Figaro el historiador Claude Quetel, autor de Tout sur Mein Kampf (Todo sobre “Mi lucha”). “¿Por qué no comentarlo con un gran aparato crítico, como hace Fayard? Esto nos permite cortar la hierba bajo los pies de quienes siguen aprovechándose [del texto] por razones más o menos dudosas; y éste es, en definitiva, el argumento más razonable".

El libro tendrá 1.000 páginas, de las cuales un tercio será el texto original y dos tercios el análisis crítico.

"Nuestro comité de historiadores, dirigido por Florent Brayard, ha traducido, adaptado y ampliado las 3.000 notas de la edición alemana y ha escrito una introducción general y 27 introducciones de capítulos", explicó la editorial Fayard.

El libro fue escrito entre 1924 y 1925, cuando Adolf Hitler estaba en prisión después de su fallido golpe de Estado en Múnich contra la República de Weimar, recuerda Le Figaro y agrega que cuando se publicó, no tuvo mucho éxito y los propios nazis no lo leyeron mucho. Goering bromeaba con ello y Himmler lo encontraba aburrido. Sin embargo, cuando el nazismo ya controla Alemania, más de 12 millones de ejemplares fueron vendidos en el país.

La primera parte del Mein Kampf es el autorretrato de Hitler y, su segunda parte es donde expone sus obsesiones. La idea de que la vida es una lucha a muerte entre los "fuertes" y los "débiles". Una lucha sin piedad ni tregua entre las "razas dominantes" y las "razas serviles" y, sobre todo, un enfrentamiento ininterrumpido entre el mundo ario germánico y el mundo judío.

No es la primera vez que el libro es publicado en Francia. La primera edición data de 1934, un año después de la ascensión al poder de Hitler en Alemania. El líder nazi se enfurece con la editorial francesa Nouvelles Editions Latines que publicó el texto, que en esa edición tenía 700 páginas, por no respetar los derechos de autor, explica Le Figaro. Hitler inicia un juicio contra la editorial, y los jueces franceses fallarán a favor del canciller nazi en junio de 1934. La editorial deberá dejar de imprimir y vender el libro, y destruir todo ejemplar del inventario.

Cuatro años más tarde, en 1938, la editorial Fayard publica una edición aprobada por el régimen nazi, bajo el título "Mi doctrina", dos veces más corta, expurgando entre otras cosas los numerosos pasajes antifranceses.

Paradójicamente, el libro fue prohibido en Francia durante los años en que el país fue ocupado por los nazis. El Mein Kampf figura en la “lista Otto” como se conoce el documento de 12 páginas titulado "Libros retirados de la venta por las editoriales o prohibidos por las autoridades alemanas", publicado el 28 de septiembre de 1940.

El historiador Quetel explica a Le Figaro de que el libro de Hitler no sería del agrado de aquellos alemanes que, como Otto Abetz, amigo de Jünger y Drieu la Rochelle, soñaban con un acercamiento a la intelectualidad francesa.

A partir de los años 60, el libro se puede conseguir en algunas librerías. Nouvelles Editions Latines, que aún la comercializa, entre 2003 y 2016, habría vendido cerca de 50.000 ejemplares, según explica Claude Quetel a Le Figaro. Un cifra pequeña con los del mundo árabe-musulmán, donde se vende por millones, dice Le Figaro agregando que hoy es muy popular en Turquía y en la India donde ultranacionalistas hindúes lo encuentran fascinante.

Una edición crítica en alemán de Mein Kampf, en dos volúmenes de casi 2.000 páginas, fue publicada por un centro de investigación histórica con sede en Múnich, el Institut für Zeitgeschichte, en enero de 2016, cuando la obra entró en el dominio público.

En enero de 2021, la editorial Bellona de Varsovia publicó una edición crítica de 1.000 páginas en polaco.

Con AFP

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas