Revista de prensa

La reseña de la prensa francesa del 21 de octubre de 2013

Texto por: Alexandra Pineda
3 min

Anuncios

Toda la prensa comenta la intervención televisada del presidente Hollande sobre el caso de Leonarda. Leonarda, esa joven gitana de 15 años, estudiante de secundaria y expulsada junto con toda su familia después de que las autoridades francesas de inmigración rechazaron su pedido de asilo, ya es famosa en Francia y en toda Europa. El caso suscitó mucha controversia porque la niña se encontraba en una excursión escolar cuando la policía la fue a buscar para deportarla con sus padres y hermanos. Este sábado el presidente de la República François Hollande apareció en la televisión para hablar del caso y anunció que Leonarda puede volver a Francia para continuar sus estudios. Pero sola. Sin su familia. Desde Kosovo, donde se encuentra actualmente, Leonarda dijo que sólo volvería con su familia y la polémica arreció todavía más, como lo muestran este lunes los titulares y los editoriales de los principales diarios. El conservador Le Figaro publica en portada una foto del mandatario francés con un titular que dice: “El fiasco”. En su editorial, este rotativo opina que el presidente se rebajó y rebajó a Francia al dedicar toda una intervención en directo por televisión a una banal expulsión de indocumentados perfectamente legal, para anunciar una decisión salomónica que no satisface a nadie: ni a la niña ni a su familia, ni a su propio Partido Socialista, ni a sus aliados de izquierda, ni tampoco a la derecha que esperaba que simplemente confirmara la deportación. Para este periódico, el jefe de Estado ha debido limitarse a decir que el procedimiento de expulsión había estado ajustado a las reglas y que el caso estaba cerrado.

Le Figaro prácticamente dedica toda su edición de hoy a temas relacionados con este asunto: una página entera sobre la situación de los gitanos en el resto de Europa, otra página dedicada a un reportaje sobre los jueces encargados de estudiar y decidir sobre las solicitudes de asilo, además de cinco páginas sobre el caso preciso de la familia expulsada, el informe administrativo que se hizo después para saber si la deportación se había hecho correctamente, sobre la posición del ministro del Interior y sus contradicciones con el resto de los socialistas.

El matutino de izquierda Libération así como Le Monde que es de centro izquierda, coinciden con Le Figaro en sus críticas al presidente. Libération considera que habría sido mejor evitar la intervención televisada del presidente y lo critica por haberse concentrado en el caso particular de Leonarda, sin siquiera esbozar una política migratoria. Para este matutino, el fondo del problema reside en que el Partido Socialista no ha sido capaz de adoptar una política clara sobre la inmigración por pura cobardía política. Le Monde habla por su parte de la hipocresía del Partido Socialista en todo lo concerniente a la inmigración. Y finalmente, toda la prensa coincide en que el tratamiento de este asunto ha sido devastador para el gobierno y sobre todo para el presidente, cuya popularidad ya estaba por los suelos antes de esta controversia.

Pero la prensa tiene espacio para otros temas. Por ejemplo, Libération le dedica dos páginas a la cuarta bienal de fotografía de París que reúne actualmente a orillas del Sena, muy cerca de la torre Eiffel, los trabajos de 40 fotógrafos de 28 países no europeos. El periódico hace una reseña bastante detallada de la exposición con un artículo especial dedicado a la presencia de fotógrafos colombianos quienes, según el cronista de Libération, ofrecen una visión cruda sobre un país devastado por el conflicto armado. “Colombia y el negro de la guerra” es el titular del artículo que destaca la muestra de los artistas colombianos que en blanco y negro exploran el pasado reciente de su país.
 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas