Francia descarta pedir disculpas por los crímenes coloniales en Argelia

3 min
Anuncios

París (AFP)

Francia descarta pedir disculpas oficiales por los crímenes coloniales cometidos en Argelia pero prevé "actos simbólicos" tras la entrega este miércoles de un informe sobre la colonización y la guerra en ese país del norte de África encargado por el presidente francés Emmanuel Macron.

No habrá "ni arrepentimiento ni pedido de disculpas" por la ocupación de Argelia ni por la sangrienta guerra de ocho años que puso fin a 132 años de dominio francés, dijo la oficina de Macron, y añadió que el dirigente francés celebrará en su lugar una serie de "actos simbólicos" destinados a promover la reconciliación.

Las atrocidades cometidas por ambas partes durante la guerra de independencia de Argelia (1954-1962) siguen tensando las relaciones entre los dos países seis décadas después.

Benjamin Stora, reconocido especialista en la historia contemporánea de Argelia, entregará a las 17H00 (16H00 GMT) el informe que Macron le encargó en julio para "hacer un inventario justo y preciso de la colonización y la guerra de Argelia", que sigue siendo un episodio muy doloroso en la memoria de las familias de millones de franceses y argelinos

Sin embargo, no se espera que Stora recomiende a Francia que emita una disculpa, sino más bien que sugiera formas de arrojar luz sobre uno de los capítulos más oscuros de la historia francesa y proponga maneras de promover la reconciliación.

La presidencia dijo que Macron participaría en tres días de conmemoraciones el año que viene para celebrar el 60º aniversario del final de la guerra de Argelia. Cada día estará dedicado a un grupo diferente que sufrió en el conflicto.

- Mirar a la historia de forma "serena" -

El jefe de Estado "hablará a su debido tiempo" sobre las recomendaciones de este informe y de la comisión que se encargará de estudiarlas, dijo el Palacio del Elíseo. "Habrá palabras" y "actos" del presidente en "los próximos meses", aseguró, añadiendo que se abría un "período de consultas".

Se trata de "mirar a la historia a la cara" de una "manera serena y pacífica" para "construir una memoria de integración", resumió el Elíseo.

Se trata de "un proceso de reconocimiento" pero "no se trata de arrepentimiento" y de "disculparse", añadió la presidencia, apoyándose en la opinión de Stora, que cita como ejemplo el precedente de las disculpas presentadas por Japón a Corea del Sur y a China por la Segunda Guerra Mundial, que no permitieron "reconciliar" a estos países.

Entre los actos previstos figura también la entrada de la abogada anticolonialista Gisèle Halimi, fallecida el 28 de julio de 2020, en el Panteón, que acoge a los héroes de la historia de Francia. Antes de eso, se prevé rendirle un homenaje en París en la primavera "cuando las circunstancias de salud lo permitan", según la presidencia.

El Elíseo subrayó también que Emmanuel Macron "no se arrepiente" de las palabras que pronunció en Argel en 2017 denunciando la colonización como "un crimen contra la humanidad".

Macron, el primer presidente nacido después del periodo colonial, ha ido más lejos que ninguno de sus predecesores al reconocer la magnitud de los abusos cometidos por Francia en el país magrebí.

El mandatario galo espera que el informe de Stora, que será acompañado por un informe del historiador argelino Abdelmadjd Shiji sobre la forma en cómo se recuerda el periodo colonial en ese país, ayude a normalizar las relaciones entre franceses y argelinos.

Durante la guerra, las fuerzas francesas aplicaron medidas enérgicas contra los independentistas y simpatizantes de éstos, y más tarde un general francés admitió el uso de la tortura.

Los combatientes de la independencia argelina también maltrataron a los prisioneros durante un complejo conflicto caracterizado por la guerra de guerrillas, que dejó un millón y medio de argelinos muertos.