Corte suprema de Brasil confirma la "parcialidad" del juez Moro en caso Lula

"Brasil no puede retroceder y destruir el pasado reciente de combate a la corrupción y a la impunidad", dijo el exjuez Sergio Moro
"Brasil no puede retroceder y destruir el pasado reciente de combate a la corrupción y a la impunidad", dijo el exjuez Sergio Moro Carl DE SOUZA AFP/Archivos
Anuncios

Brasilia (AFP)

La corte suprema de Brasil ratificó este jueves la decisión de una de las salas del tribunal de declarar al exjuez Sergio Moro "parcial" en el juicio por corrupción que llevó al expresidente Luiz Inacio Lula da Silva a la cárcel.

Siete de los once magistrados del Supremo Tribunal Federal (STF) se manifestaron a favor de mantener el fallo, dos votaron en contra y los dos restantes deben pronunciarse cuando retomen la discusión del caso, sin fecha definida.

Aunque el debate giró en torno a cuestiones técnicas y no sobre la parcialidad de Moro, la decisión refuerza el discurso del exmandatario de izquierda (2003-2010) de que fue víctima de una conspiración para sacarlo de la contienda electoral de 2018 y constituye otro golpe para la operación anticorrupción Lava Jato, de la cual Moro era la principal figura.

Lula fue condenado por Moro en 2017 como presunto beneficiario de un apartamento tríplex en el litoral de Sao Paulo ofrecido por una constructora a cambio de contratos con la estatal Petrobras. Un tribunal de apelaciones confirmó su condena, lo que le impidió disputar la elección y lo mantuvo preso entre abril de 2018 y noviembre de 2019.

Pero la segunda sala de la corte suprema (integrada por cinco jueces) consideró el mes pasado que Moro actuó con parcialidad durante la instrucción del proceso y ordenó que el caso vuelva a estaca cero.

La defensa de Lula argumenta que Moro actuó movido por intereses políticos y que eso se evidenció cuando Jair Bolsonaro, vencedor en los comicios, lo nombró ministro de Justicia.

"Es una victoria del derecho sobre la arbitrariedad. Es el restablecimiento del debido proceso legal y de la credibilidad del poder judicial en Brasil", afirmaron los abogados de Lula tras la mayoría alcanzada por el STF.

La condena del tríplex y otra proferida contra Lula en el juzgado de Curitiba (sur) ya habían sido anuladas el mes pasado por el STF por otra razón, de carácter formal: la corte consideró que Moro no tenía competencia jurisdiccional, ya que las acusaciones no estaban centradas en desvíos en Petrobras.

En total cuatro casos que involucran a Lula radicados en Curitiba serán transferidos a la justicia federal de Brasilia.

Tras la anulación de sus condenas, Lula recuperó los derechos políticos y mientras no sea condenado en segunda instancia puede ser candidato a las elecciones de 2022.

El exdirigente sindical, de 75 años, se ha abstenido hasta ahora de indicar si asumirá el rol de candidato, pero ha dejado claro que buscará tener un papel protagónico para desbancar al mandatario ultraderechista.