Noticias de América

Familiares de pacientes con Covid batallan por conseguir oxígeno en México

Audio 02:35
En Ciudad de México, la gente hace cola desde las primeras horas del día para conseguir oxígeno. 
En Ciudad de México, la gente hace cola desde las primeras horas del día para conseguir oxígeno.  RODRIGO ARANGUA AFP

En México, el oxígeno se ha vuelto un bien escaso. La aceleración brutal de la pandemia en un país que recién rebasó las 150.000 muertes oficiales por Covid-19 ha saturado los hospitales. Miles de pacientes no tienen otra opción que cuidarse en casa, lo que ha disparado la necesidad de tanques de oxígeno medicinal… En Ciudad de México, la gente hace cola desde las primeras horas del día para conseguirlos. 

Anuncios

Un reportaje deAlix Hardy, desde Ciudad de México.

Una larga cola serpentea frente a la tienda de oxígeno. Todos vinieron porque tienen un familiar enfermo de Covid-19, cuya recuperación depende de la capacidad de su familia de conseguirle oxígeno. Ya lograron superar el primer obstáculo: conseguir el tanque, otro producto muy escaso en estos días en la capital mexicana. Ahora les toca recargarlos.

Alexandra lleva horas esperando al lado de un enorme tanque azul: “Mi papá necesita oxígeno. Le dio el virus y oxigena muy bajo, 80, 84… El doctor nos dijo que tenía que estar conectado al oxígeno, y como tenemos tanques muy pequeños, se acaban muy rápido, entonces venimos a llenar el grande. Llevamos aquí dos horas y media, y llevamos como tres días a venir aquí a llenarlos. En muchos lugares ya está agotado el oxígeno, entonces tenemos que levantarnos temprano”, cuenta.

Miles de enfermos se han visto obligados a quedarse en casa, sin importar la gravedad de su estado. Los hospitales de la capital llevan varias semanas saturados y los familiares intentan hacer frente solos a la enfermedad. 

“Lo tenemos que estar cuidando, checarlo en la noche para ver el oxígeno, si se agota o cuánto le queda. Es algo pesado porque casi no dormimos. Este virus es muy caro, porque las medicinas son muy caras, estar llenando los tanques… Por ejemplo, él es mi primo, el que me acompaña. Pidió permiso en su trabajo. Les explicó la situación y le dieron permiso”, prosigue Alexandra.

Mientras está hablando, un hombre se le acerca y le entrega un volante: “Puede ayudar a Usted y su familia… A mí me ayudó bastante en el hospital”, dice. El folleto engañoso promete una mejor oxigenación de las células humanas mediante el uso de un remedio falso.

Con la falta de oxígeno, las estafas proliferan. Daniel Tello creó un sitio web que recopila los lugares acreditados para conseguir oxígeno en la capital: “Sigues viendo gente desesperada para encontrar tanques o concentradores y pues… Creo que es en ese entonces donde nos damos a la tarea de tratar de sistematizar, de ayudar un poco más a las personas a encontrar esta información más fácilmente. También acá en la ciudad empezaron las estafas. Te empiezan a decir ‘es el último tanque, si no me depositas ahora, no te lo voy a poder apartar’. Tú pensando que encontraste pues el único tanque que existe en la ciudad, haces el depósito, y es allí en donde la persona desaparece… También hay casos en los que venden tanques de helio, ni siquiera con oxígeno”, explica Tello.

Las autoridades han anunciado que van a importar un gran número de tanques desde Estados Unidos, además de abrir cuatro puntos de recarga gratuita de oxígeno en la capital. 

 

 

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas