Cacería de brujas en Nicaragua: 'Médicos fueron amenazados con retiros de licencia'

Audio 02:03
Revolucionarios latinoamericanos adornan un fresco en el Museo de la Revolución, en León, Nicaragua, el 5 de julio de 2021.
Revolucionarios latinoamericanos adornan un fresco en el Museo de la Revolución, en León, Nicaragua, el 5 de julio de 2021. AP - Miguel Andres

En Nicaragua continúa la cacería de brujas. Este miércoles el Parlamento canceló la personalidad jurídica de 24 organizaciones de la sociedad civil. La mayoría de ellas eran asociaciones médicas y ahora éstas denuncian que las autoridades no apreciaron sus críticas acerca del manejo de la pandemia. RFI entrevistó a Héctor Mairena, portavoz en el exterior de Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB), una agrupación opositora.

Anuncios

Nicaragua es uno de los países que no aplicó las medidas de contención de la pandemia. Se reportan oficialmente 9.651 casos y 194 fallecidos por Covid-19, pero estas cifras son cuestionadas por grupos independientes de médicos y ciudadanos.

RFI: La medida aprobada por el Parlamento este miércoles fue una iniciativa del ministerio de Gobernación. El texto prevé que los bienes de esas entidades pasen a ser "propiedad del Estado".  Entre los organismos cerrados hay asociaciones de enfermos de insuficiencia renal y diabetes. ¿Cuáles fueron según usted las causas de estos cierres?

Héctor Mairena: Las autoridades argumentan que son por razones administrativas, pero lo que esta de fondo es que estas organizaciones y particularmente las asociaciones médicas han venido haciendo un monitoreo independiente de la pandemia de Covid-19. Han hecho observaciones críticas en cuanto al manejo que el gobierno ha dado a la pandemia. Entonces esta es una acción represiva que va a dirigida a callar o a intentar callar a estas organizaciones de la socia civil.

RFI: Esto ocurre en plena pandemia. ¿Habrá consecuencias en esta crisis sanitaria? ¿Al final se podrán contar menos médicos que puedan ejercer en Nicaragua?

Héctor Mairena: La semana pasada varios médicos independientes que han estado también haciendo análisis y consideraciones críticas sobre el manejo de la pandemia fueron llamados al ministerio de Salud, que regula la profesión médica en Nicaragua. Se les advirtió que no podían estar haciendo estos análisis ni publicar sus opiniones independientes por que solamente el ministerio pueda información al respecto. Fueron amenazados que si lo continuaban haciendo pues se les iba a quitar la licencia para ejercer la medicina.

Boletín de noticiasNoticias internacionales esenciales todas las mañanas

Siga toda la actualidad internacional descargando la aplicación RFI