España vuelve a prorrogar limitaciones a llegadas desde Reino Unido, Brasil y Sudáfrica

Un hombre en el aeropuerto internacional de Barajas, en Madrid, el 20 de junio de 2020
Un hombre en el aeropuerto internacional de Barajas, en Madrid, el 20 de junio de 2020 Pierre-Philippe Marcou AFP/Archivos
2 min
Anuncios

Madrid (AFP)

El gobierno español anunció este martes una nueva prórroga, hasta el 16 de marzo, de las restricciones impuestas a los vuelos provenientes de Reino Unido, Brasil y Sudáfrica, para prevenir la propagación de las variantes del coronavirus.

Se busca "contener en la medida de lo posible los contagios asociados" a las variantes, señaló la portavoz del gobierno, María Jesús Montero, en rueda de prensa.

Así, España vuelve a prorrogar la suspensión que impuso a fines de diciembre de llegadas de pasajeros de Reino Unido, salvo españoles y residentes, por la expansión de la variante británica, más contagiosa.

Asimismo, prolonga también la estricta limitación a las llegadas de Brasil y Sudáfrica, de donde solo pueden entrar pasajeros con nacionalidad o residencia en España y Andorra. La excepción son los pasajeros en tránsito, que no pueden salir del aeropuerto ni permanecer más de 24 horas.

Por el temor a las variantes detectadas en Sudáfrica y Brasil, el gobierno impuso además una cuarentena obligatoria de diez días, o de siete días en caso de tener una prueba negativa de covid-19, a todo viajero que llegue de esos países.

Las cepas detectadas en Reino Unido, Sudáfrica y Brasil inquietan a la comunidad internacional que se interroga sobre su contagiosidad y la eficacia de las vacunas contra ellas.

La variante británica se ha expandido en España, según el Ministerio de Sanidad, con cerca de 900 casos confirmados.

Una cifra subvalorada, toda vez que las autoridades sanitarias estiman que dicha variante podría ser mayoritaria en España para marzo.

Además, se detectaron seis casos de la variante sudafricana y uno de la brasileña.

España, uno de los países europeos más golpeados por la pandemia del coronavirus, contabiliza cerca de 68.000 fallecimientos y más de 3,1 millones de contagios notificados.